Secretos de Cuba
Bienvenido[a] visitante al foro Secretos de Cuba. Para escribir un mensaje hay que registrarse, asi evitamos que se nos llene el foro de spam. Pero si no quieres registrarte puedes continuar y leer toda la informacion contenida en el foro.
Conectarse

Recuperar mi contraseña

Facebook
Anuncios
¿Quién está en línea?
En total hay 41 usuarios en línea: 0 Registrados, 0 Ocultos y 41 Invitados :: 1 Motor de búsqueda

Ninguno

[ Ver toda la lista ]


La mayor cantidad de usuarios en línea fue 1247 el Jue Sep 13, 2007 8:43 pm.
Buscar
 
 

Resultados por:
 

 


Rechercher Búsqueda avanzada

Sondeo

Respecto a la normalización de relaciones o el intercambio de presos realizado el miércoles como parte del acuerdo entre Cuba y EEUU

54% 54% [ 42 ]
42% 42% [ 33 ]
4% 4% [ 3 ]

Votos Totales : 78

Secretos de Cuba en Twitter

Cuba: Un balance necesario.

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Cuba: Un balance necesario.

Mensaje por glezbo el Vie Ene 07, 2011 12:31 pm

La opinion (edulcorada y rosadita para mi gusto) del periodista uruguayo corresponsal de la BBC en Cuba Fernando Ravsberg sobre los cambios en Cuba y su balance del pasado año 2010. Los comentarios al final son mas lucidos y cercanos a la realidad actual cubana (excepto algun ñangara que no quiere ver lo que es imposible de ocultar y repite la linea oficial) y son el plato fuerte de este post.

Saludos y respetos, Glezbo.




Sede del Ministerio de la Agricultura, La Habana, Cuba.

Un balance necesario.

Fernando Ravsberg - BBC Mundo. | 2011-01-06, 10:48


Hacer una síntesis de lo acontecido en Cuba en el 2010 no es una tarea fácil, son tantas cosas que la realidad resulta inabarcable en un solo post. Trataré de separar la paja del trigo, los hechos del discurso y los deseos de los resultados.

Siguiendo esa línea tal vez lo más destacado sea el tema de los Derechos Humanos. Empezamos el año con la disidencia concentrada en el tema de los presos políticos y la muerte de uno de ellos en una huelga de hambre.

Inmediatamente después se inicia otra huelga reclamando la liberación de 26 presos enfermos. Raúl Castro da un viraje total, dialoga con la Iglesia Católica y acepta liberar a los 52 prisioneros de conciencia condenados en el 2003.

No solo duplica el número de excarcelaciones solicitado por la disidencia sino que lo amplía a todos los presos políticos y así abandonan las prisiones otros reclusos que también cumplían condenas por acciones pacíficas.

Incluso los violentos fueron beneficiados, se conmutó la pena de muerte a todos los condenados y los tribunales ni siquiera pidieron "paredón" para Francisco Chávez, el salvadoreño que reclutaba mercenarios para dinamitar objetivos civiles en Cuba.

Mientras, la economía cambiaba de forma radical, comienza el despido de 500 mil empleados públicos y la apertura del trabajo por cuenta propia. Un proceso que, en 5 años, se extenderá hasta abarcar a 1.8 millones de trabajadores.

Esta medida, junto al fin de las gratuidades y subvenciones, transformará la sociedad. El hecho de que los cubanos reduzcan su dependencia del Estado, podría ser el primer paso hacia el nacimiento de un ciudadano más autónomo.

Los peluqueros dejaron de ser empleados estatales, haciéndose cargo del negocio en forma de cooperativas y se creó la primera empresa de taxis en la que los choferes alquilan los vehículos y los trabajan según su propio criterio.

Desaparecen más prohibiciones, se autorizó a la población a construir sus viviendas, ampliarlas y repararlas. Así mismo se anuncia que permitirán la compra-venta de casas y automóviles, medidas largamente reclamadas por los cubanos.

Los cambios macroeconómicos comienzan a mostrar resultados, la economía crece y también crecen las exportaciones, aumenta la productividad, se ahorran decenas de millones de dólares en combustible y se reduce el mercado negro.

En la agricultura los campesinos logran poner a producir la mitad de las tierras que se les entregó y lo hacen a pesar de que el Estado no les dio los créditos prometidos ni les vendió las herramientas e insumos necesarios para trabajar.

Los guajiros cortaron el marabú a machete, compraron el alambre de cercar a precio de mercado negro y vieron como se siguen destruyendo sus cosechas en los infinitos traslados organizados por Acopio, el sistema estatal de distribución.

Al campesino más no se le puede pedir si le atan las manos con "Resoluciones y Regulaciones" del Ministerio de la Agricultura, fríamente pensadas en las oficinas climatizadas del enorme edificio que ocupa, muy cerca de la sede del gobierno y demasiado lejos de los campos.

Los "mecanismos" burocráticos que allí crean o avalan impiden a los campesinos comprar vehículos, tractores o sistemas de riego. Ni siquiera es muy legal montar una fabriquita de conservas para salvar las cosechas que Acopio abandona en los caminos.

Así que en el 2011 seguiremos comiendo, como los ricos, alimentos importados. Por suerte el gobierno cambió sus relaciones con el Tercer Mundo, transformando la desinteresada solidaridad cubana en un intercambio Sur-Sur, beneficioso para ambas partes.

El crecimiento de las exportaciones tiene que ver con las decenas de miles de especialistas -médicos, enfermeros, ingenieros, arquitectos, agrónomos, técnicos deportivos- que trabajan en los 5 continentes y representan ya el mayor ingreso económico del país.

La diversificación del comercio internacional multiplicó opciones y surgieron incluso inversiones cubanas: un lujoso hotel en China, varios laboratorios en África, una empresa hidráulica en el desierto, la fábrica de helados "Coppelia" en Angola y hospitales por doquier.

Pero el cubano de a pie no acaba de creerse que esta vez los cambios sean de verdad, profundos y sobre todo irreversibles. Será por eso que la gente transitó el 2010 sin grandes cambios de mentalidad y mucho menos de actitud.

Y es lógico que piensen así los cientos de miles que serán despedidos. Ahora para trabajar por su cuenta les cobran licencia e impuestos desde el primer día, tal y como si los US$17 al mes que les pagaba el Estado hubiera sido suficiente para acumular capital.

Durante los debates sobre la reforma económica, muchos cubanos consideraron que lo más prudente era callar. A pesar de los llamados del presidente pidiendo franqueza, pocos perciben que desde el poder se aprecie el valor de la crítica ciudadana.

En mi barrio tampoco han cambiado las cosas, el carnicero se robó el pollo de mis vecinos y lo revendió en el mercado negro y un poco más lejos un bodeguero hizo lo mismo con los frijoles. Sin embargo, absolutamente nadie reaccionó.

Pero seamos optimistas y apostemos a que en el 2011 -en la taquilla de la terminal de trenes, en la reunión de la cooperativa o en la cola de la panadería de mi barrio- aparecerá una Rosa Parks que con un simple "no" pondrá todo en su lugar.






Algunas opiniones de los lectores de este blog de Fernando Ravsberg que complementan la opinion de este periodista.



Yo soy de los de a pie y realmente en mi bolsillo y en mi micro-economia todo seguira igual o peor. El transporte seguira malo, la comida igual de cara, mi salario igual que no me alcanza para nada. En fin esto es mas de los mismo en este sistema de prueba-error, que ya lleva 53 años experimentando y pidiendonos confianza. Con confianza yo no compro comida ni mantengo a mi familia y menos cuando se sabe que los que nos piden confianza no comen lo que yo como ni viven lo que yo vivo, asi si es facil juga a este jueguito que le llaman socialismo. Un saludo a todos

¡Fernando!:
Tu artículo, entreverado como la mismísima realidad cubana, es todo un zigzag y va desde lo positivo hasta lo negativo, desde lo bueno, hasta lo malo y se asemeja a las ondulaciones de un jubo, reptando por ese mismo marabuzal al que haces alusión. La primera parte es toda una respuesta a los excépticos negativitistas que durante la existencia de tu blog han pululado en sus páginas. O sea, de acuerdo con lo que dices, hay cambios, y hasta cierto punto, voluntad de cambiar las cosas, lo crea o no quien lo quiera o no creer, y a despecho de los detractores.
Enredas un poco las cosas y talmente parece que la decisión de liberar a los presos fue resultado de las huelgas de hambre de dos afamados fuera de Cuba di$idente$, que no son más meros productos mediáticos contra la Revolución (muchos se fijan nada más en la muerte de Zapata, pero esquivan hablar de su vida y qué hizo en ella y con ella, y hacen de una persona con tantos arrastres negativos que lo llevaron a la prisión por delitos comunes, un “héroe”. Del otro ni hablo, pues el otorgarle el viciado Premio Sajárov habla claramente de qué forma fue utilizada su huelga por las corrientes contrarias a la Revolución). El proceso de diálogo con la iglesia estoy más que seguro que jamás se centró en ninguna de esas dos huelgas de hambre. Fue otra dinámica: apareció un interlocutor nacional, no manipulado por los enemigos de Cuba y con buena voluntad por sacar a su propio país de los problemas y estancamientos, ¡y punto!
¡Ah!, y mientras la gente siga callándose lo de los robos y no “meta” berrinches sonados que lleguen al mismo Palacio de la Revolución, creo que la culpa se le debe cargar a la misma gente y no al Gobierno. Hay que hacer acciones sonadas al respecto y no seguir complacientes con ellos, y esa será la mejor forma de ayudar al gobierno mismo a que tome medida con los delincuentes económicos.
El silencio de los debates se debe a que la gente que nunca ha participado de la iniciativa privada, poco puede aportar al respecto de su funcionamiento por desconocimiento y por eso yo dijera que más bien escuchaba para ver que aprendía, que callaba por no aportar.
Y sin extenderme más para no incumplir tus reglas, creo que la no creencia en las cosas que pueden ocurrir, se debe a que antes se priorizó mucho el desarrollo del país, a costa del bienestar de las mismas personas. Cualquier ganancia, se decía que había que destinarla al desarrollo y se postergaban las necesidades individuales y no se veía que las dos cosas deben marchar a la par. Espero que se corrijan esas incongruencias.

Estimado Fernando, el problema no es la ausencia de una Rosa Park, el problema está en que el Martin Luther King cubano carece de los recurso legales para conducir protesta alguna a gran escala.

Usted sabe que Cuba está llena de cubanos que dicen no y que se podrían convertir en iconos de un movimiento por los derechos civiles de la noche a la mañana si hubieran ciertas libertades. Pero Cuba está muy lejos del EEUU de los 50 en cuanto a libertad de expresión y movimiento.

Estimado Pedro, a ver si lo entiendo Usted me dice que tiene que haber libertades para que la gente pueda luchar por las libertades. No le parece algo contradictorio?. No me imagino a los mambises cubanos pidiendo garantías legales a Madrid como condición para empezar la guerra contra Espana. Un abrazo, Fernando.

Considero esta carta de balance algo desbalanceada.

Sin duda la excarcelación de los presos de conciencia es un paso positivo; no obstante, enviarlos al destierro es incorrecto. Además, ellos fueron encarcelados por apoyar el Proyecto Varela que anticipó algunos cambios que el gobierno ahora promueve.

Si la situación socioeconómica mejoró tanto en 2010 por qué realizar cambios tan draconianos en 2011 (despedir 500,000 empleados). Esto sencillamente no ha ningún sentido. Se necesita mayor credibilidad en los planteamientos económicos del gobierno. Sin embargo, la limitada liberalización del cuentapropismo y de la pequeña empresa y la posibilidad de contratar empleados privados son medidas correctas y significativas que enmiendan importantes errores del pasado. Esto ayudará a mejorar la situación económica del país.

Estimados, no cambiará todo de la noche a la mañana, el primer responsable es el gobierno que, ¡otra vez!, cansonamente pide paciencia y el "ahora si". ¿Se acuerdan del borracho que una y otra vez promete que dejará la bebida?¿quién le cree 100 borracheras después?¿como reacciona el perrito acostumbrado a ser golpeado, que aún si no le vas a dar muestra su miedo y se espanta?
El cubano reacciona con un bien aprendido reflejo condicionado, educado por el propio gobierno que siempre exigió la unanimidad. Digámoslo a la franca, siempre se evitó que la gente pensara, o mejor (y peor) que la gente expresara lo que sintiera.
Yo, siempre crédulo y entusiasta revolucionario ¿por qué no tengo ya la más mínima confianza en lo que viene de arriba, ni en ninguno de los de arriba?
Dice Fernando que el ciudadano será ahora más autónomo, ojalá, y ojalá más responsable y comience a pedir cuentas a sus servidores, incluyendo los plazos y el cumplimiento de las promesas.
Mientras, como alguien dijo, sea una valentía enorme cuando el Presidente expresa una crítica, y una actitud contrarrevolucionaria sí la crítica la hago yo, no podemos decir que existe un cambio de mentalidad.
Quiénes primero deben cambiar la mentalidad son nuestras autoridades, todas nuestras autoridades, nos sólo los niveles intermedios, ¡por favor!
¿Estará dispuesto a ir el Presidente a rendir cuentas a la Asamblea Nacional, seguirá yendo a pedirlas, descargar y echarles la culpa a otros?

La confianza es escasa en Cuba y mientras la población no se atreva a hablar con libertad no se producirá el cambio de mentalidad que necesita el país para realizar una verdadera transformación de la economía. Pero para comprender por qué el pueblo tiene esa desconfianza habría que revisar la política policial de estos 52 años de dictadura y por qué los recortes y la disminución de las plantillas laborales no han afectado a la policía, a los agentes del MININT, ni al ejército. Sin duda alguna estos trabajadores del estado constituyen una élite intocable y mientras esta situación se mantenga el pueblo tendrá plena conciencia de que los cambios están bajo la supervisión del amo todopoderoso y no bajo una conciencia ciudadana que las inspire dentro de un consenso. Por otra parte se hace evidente el apartheid del nacional con respecto al extranjero al no poder invertir en ciertos proyectos de la economía y esta traba descalifica y convierte al cambio de mentalidad en un maquillaje engañoso de una nueva doble moral. Sin duda alguna el pueblo no está en situación de exigir las reformas en la forma ni en la profundidad deseada, sino sólo de aceptarlas en la exacta medida que el gobierna las determine, ya que no existen las instituciones que podrían ser capaces de exigirlas desde el seno del ciudadano común. Con una sola polea y atascada como se definió en el post anterior, la opinión popular no tiene peso ni canal de comunicación. Y mientras predomine este desequilibrio no habrá plena confianza. Sin las vías de opinión y de reclamación y si los nacionales no tienen los mismos derechos que los extranjeros, no habrá confianza, ya que el pueblo seguirá siendo manejado por el arbitrario control de sus gobernantes. Si el gobierno no tiene posibilidades de ser presionado o de perder el poder, gobernará a su antojo y conveniencia sin que nadie le pueda reclamar nada, como ha sucedido desde 1959. En Cuba sólo existe una sola voz, la del gobierno. No hay nada que discutir.

Mi total reconocimiento a este post que detallan los hechos más importantes ocurridos en Cuba y que tuvieron resonancia internacional.

Debo decir que aún en el caso no respaldado por mi de que Orlando Zapata fuera un delincuente común y un mercenario, la muerte de cualquier persona que está encarcelada es una responsabilidad del gobierno, en todas partes del mundo. Y ese es el detalle que quieren ignorar los que acuden a la descalificación personal del prisionero muerto. Pero lo que no se explica es cómo un delincuente o un mercenario dé la vida por una causa política. Eso no lo explica nadie, porque ni los delincuentes ni los mercenarios actúan así. Lo mismo podemos decir de la huelga de hambre de Fariñas arriesgando su vida con su huelga. Lo peor que tiene el castrismo es esa visión encerrada de que todos los que no están con ellos son gente detestable. Sin embargo, muchas de las reformas que ahora está realizando el gobierno estaban siendo pedidas desde hace años por esa misma gente descalificada. Pues mira, esos ¨mercenarios¨ tenían una idea más coherente con la realidad del país que el mismo gobierno. ¿Qué les parece?

NO LE DECIMOS AL PUEBLO CREE,
LE DECIMOS AL PUEBLO VEE !!!

Y a propósito, ¿qué sucedió en las predicciones del genio sobre la liberación de los 5 espias? ¿Que dice el Granma de esa y de otras predicciones del gran timonel? ¿Por qué no opina? ¿Quien explica este silencio?

Los discursos de este señor dan no se si risa o repulsion, yo me voy por la segunda. Es repulsivo ver como les echan las culpas al pueblo de los problemas que el Gobierno,Lease Fidel Castro y raul(asi en minusculas a proposito) han traido a cuba y que todos conocen. Ahora un verdadero cambio no se dara hasta que cambien las siguientes cosas:
. Segun el presidente(tambien en minusculas) se puede criticar u opinar SIEMPRE Y CUANDO no atente contra la "revolucion". Por que? Porque tienen todos que estar de acuerdo con la revolucion? En ningun pais todos estan de acuerdo con el gobierno y no por eso van presos, son marginados ni amenazados.
. Por que tengo que estar de acuerdo con el Presidente de mi pais? Porque no puedo expresar LIBREMENTE que no concuerdo con el? Fidel o Raul son seres humanos, se equivocan igual que todos, y yo como otro ser humano puedo estar a favor o no de ellos(este equivocado o no), eso me hace anticubano? Tengo que ir preso por expresar LIBREMENTE mi desacuerdo con ellos? Son seres superiores que todo lo que digan hay que asentir totalmente?
. Porque seguir creyendo en un gobierno que despues de 52 años dice que no han sabido construir el socialismo, que hemos estado al borde del precipicio por nada mas que 52 años!! Debo creerles aun despues de 52 años?? Cuando en la mayoria de los paises despues de un mandato de 4, 6 o algo mas si no fue bueno te vas del gobierno, en cuba aun despues de 52 años hay que creerle que ahora si vamos por el camino correcto y de ese mismo socialismo que no han sabido construir en tanto tiempo??
. Puedo pararme en una asamblea de estas que promueve el presidente y expresar abiertamente que para mi el socialismo no es viable, que las medidas que propone(o mas bien nos impone) el gobierno no son suficientes, que no seran las que nos sacaran adelante?
. Todos los que pensamos diferente nos paga $$ los eeuu? Es imposible que 11 millones de personas piensen IGUAL, entonces basta de justificarse con que el que tenga otras ideas es un asalariado del "imperio".

Y puedo seguir, pero por motivos de espacio no lo hago, mientras esto no cambie todo seguira igual, o peor para ser mas realistas.

Saludos...


glezbo
Miembro Especial

Cantidad de mensajes : 1705
Edad : 56
Localización : Miami, Florida, USA
Hobbies : everything related to the big blue sea
Valoración de Comentarios : 857
Puntos : 3159
Fecha de inscripción : 05/12/2008

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.