Secretos de Cuba
Bienvenido[a] visitante al foro Secretos de Cuba. Para escribir un mensaje hay que registrarse, asi evitamos que se nos llene el foro de spam. Pero si no quieres registrarte puedes continuar y leer toda la informacion contenida en el foro.
Conectarse

Recuperar mi contraseña

Facebook
Anuncios
¿Quién está en línea?
En total hay 42 usuarios en línea: 0 Registrados, 0 Ocultos y 42 Invitados :: 2 Motores de búsqueda

Ninguno

[ Ver toda la lista ]


La mayor cantidad de usuarios en línea fue 1247 el Jue Sep 13, 2007 8:43 pm.
Buscar
 
 

Resultados por:
 

 


Rechercher Búsqueda avanzada

Sondeo

Respecto a la normalización de relaciones o el intercambio de presos realizado el miércoles como parte del acuerdo entre Cuba y EEUU

54% 54% [ 42 ]
42% 42% [ 33 ]
4% 4% [ 3 ]

Votos Totales : 78

Secretos de Cuba en Twitter

CUBA: ESCENARIOS PARA EL AÑO DEL GATO, CON UN GATO OBLIGADO A CAZAR RATONES.

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

CUBA: ESCENARIOS PARA EL AÑO DEL GATO, CON UN GATO OBLIGADO A CAZAR RATONES.

Mensaje por glezbo el Lun Ene 03, 2011 1:33 pm

Excelente articulo sobre las nuevas medidas economicas del raulato, sus pocas posibilidades de exito y muchas de fracasar y las consecuencias de su aplicacion dentro del aparato dirigente del castrismo. Es un analisis serio de la situacion cubana y que aunque largo, considero recomendable su lectura y seguimiento al calor de los acontecimientos futuros. Traido desde el blog Cubanalisis.

Saludos y respetos, Glezbo.



SEGUNDA PARTE:

La reforma económica y sus posibles consecuencias inmediatas.

ASPECTOS FUNDAMENTALES DE LA REFORMA ECONÓMICA.


Dejemos muy en claro que el proyecto de lineamientos del PCC que se discute en estos momentos se basa en relaciones de mercado en la economía, aunque nos certifiquen continuamente lo contrario.

En la experiencia del socialismo autoritario hubo y hay tres enfoques diferentes de esas relaciones que son, grosso modo: la autogestión yugoslava, la “perestroika” gorbachoviana, y el “socialismo de mercado” chino.

Pero en todas ellas subyace un dilema del que -por supuesto- tampoco puede escapar el proyecto del neocastrismo, porque el problema con las relaciones de mercado en la economía es como el de la virginidad: existe o no existe, porque no hay términos medios.

Si se dejan funcionar, las relaciones de mercado se irán ampliando y profundizando hasta cubrir a toda la sociedad y barrer con todos los estorbos, incluido tanto el partido comunista como la nomenklatura.

Pero si se intenta coartarlas o amarrarlas, podría tal vez lograrse, pero entonces la economía no funcionaría, y ese es un lujo que la gerontocracia ya no puede darse más nunca, teniendo en cuenta como están las cosas.

De forma tal que la retórica irá por un camino y la economía por otro bien diferente.

Y lo que menos importa es lo que puedan declarar los burócratas, pues resulta mucho más trascendente comparar el precio de una libra de frijoles en el mercado con el salario medio de los trabajadores, que escuchar las declaraciones de cualquier funcionario inepto sobre la necesidad de incrementar la eficiencia y la calidad, las felicitaciones que pueda enviar una organización política a un colectivo laboral, o los poemas que escriben los espías de la Red Avispa presos en Estados Unidos.

El aspecto más débil en la reforma es el monetario-financiero. La creación masiva de cuentapropistas puede convertirse en un generador de la producción elemental de alimentos y aliviar las terribles condiciones alimenticias actuales, pero sin la definición –y la voluntad por parte del régimen- y la disponibilidad de recursos para la inversión y la capitalización, las opciones reales son muy limitadas.

No es lo mismo el sentido común para intentar poner orden en el manicomio que un verdadero proyecto de desarrollo económico. Y mientras los cubanos cobren sus salarios en pesos cubanos, y el gobierno pretenda vender sus productos en pesos convertibles –o en pesos cubanos a precios astronómicos- las posibilidades reales de salir del hueco son ficticias.

Porque, además, la tasa de cambio establecida arbitrariamente para dólares y CUC es producto de un capricho de Fidel Castro y no de un verdadero análisis económico del valor real de cada moneda.

LA DUALIDAD MONETARIA


Y, por otra parte, ¿es realmente tan difícil eliminar la dualidad monetaria? ¿Cuánto tiempo demoró establecerla?

Hay que recordar que lo que hoy es llamado peso convertible o CUC es la derivación del “certificado de divisas” creado en los años ochenta para controlar la tenencia de dólares y moneda dura por parte de los cubanos que recibían ingresos en el extranjero, así como de técnicos de los países llamados socialistas.

Entonces, la tenencia de divisas estaba penalizada para los cubanos, que no podían utilizarlo directamente en las tiendas, y eran obligados a cambiar esos dólares obtenidos en el extranjero por certificados de divisas, en determinados bancos, y tras llenar un formulario con todos los datos personales del recipiente de los certificados.

Ese mecanismo fue establecido no en base a criterios económico-financieros de cambio de monedas por su verdadero valor, sino como mecanismo de control, para poder conocer cuántos dólares tenía cada cubano, y a su vez el régimen poder recibir esa moneda dura antes que el cubano pudiera gastar sus certificados en las tiendas oficiales.

Además, mientras que el poseedor de dólares tenía en sus manos una moneda que camina en todo el mundo, y eventualmente podría abandonar el país con ese dinero, con un certificado de divisas no se podía ir más allá del muro del Malecón.

Ese es el antecedente del actual peso cubano convertible (CUC), al que le sucede lo mismo que a aquel certificado de divisas: tiene valor solamente dentro de las fronteras del país, pero no en ningún otro lugar del mundo.

La abolición de la dualidad monetaria, eliminando pesos cubanos y estableciendo el CUC como la moneda corriente, o por la vía de la eliminación de los CUC dejando en vigor los pesos cubanos, pero a su verdadero valor comparativo con las monedas duras, requiere más de una voluntad política para hacerlo que de verdaderos procesos de solución de problemas financiero-monetarios.

De existir esa voluntad, que no existe en absoluto en estos momentos, el problema podría resolverse muy rápidamente, porque imposible no lo es en absoluto.

No lo es, pero tiene un costo político que el régimen no está dispuesto a pagar: no tendría más remedio que reconocer que un profesional formado por la revolución recibe un salario de 20 pesos convertibles mensuales, en el mejor de los casos, mientras el gobierno intenta venderle la botella de aceite vegetal a 3 CUC, o un pollo en 5 CUC, situación más terrible que la que enfrentan los campesinos paraguayos, hondureños, haitianos, o de cualquiera de los países más pobres de América Latina.

Por otra parte, en la medida que la riqueza del país disminuye, producto de la ineptitud gubernamental, el dinero disponible nacionalmente sería menos, pues de tratarse de moneda realmente convertible su disponibilidad debería estar respaldada por oro u otros activos convertibles de la nación, lo que haría evidente el continuo deterioro del proyecto revolucionario.

Se trata de riesgos que el régimen no puede correr, y mientras existan en el país dos monedas, las imprentas disponibles cada vez que haga falta emitir más pesos cubanos no convertibles, y las referencias a ambas monedas se manejen muy alegremente en las informaciones oficiales, es más fácil mantener la mística revolucionaria y referirse a los logros de la revolución

EL SALARIO Y EL MERCADO SUBTERRÁNEO

En los años ochenta un profesor universitario cubano ganaba mensualmente más o menos el equivalente al precio de cuatro o cinco pollos en el mercado subterráneo.

Un Director de empresa, con un salario nominal similar, podía obtener en ese mismo plazo hasta cincuenta pollos o más, pues manejaba muchos recursos intercambiables en el mercado sumergido: cemento, gomas de automóvil, productos alimenticios, pintura, o servicios imprescindibles.

Por su parte, un administrador de restaurant o agro-mercado, si se arriesgaba a “inventar” con los recursos a su cargo, independientemente de su salario, podía aspirar al equivalente a 200 o más pollos mensualmente, de igual forma que en nuestros días un administrador de restaurant para turistas no acepta menos de cinco o seis dólares diarios (equivalentes a un pollo) como “impuesto por cuenta propia” simplemente por “dejar hacer” a sus subordinados, es decir, por no inmiscuirse en las triquiñuelas de los empleados para estafar a los clientes, más todo lo que puede obtener del desvío de recursos, “favores” que preste, e intercambios con otros gerentes, además de garantizar en especie la alimentación de su familia.

A los lectores no familiarizados con el tema cubano hay que decirles que estos ejemplos que presenta Cubanálisis no significan juicio moral a favor o en contra de tales prácticas, que forman parte de normas generalizadas de corrupción social, propiciadas por un sistema que nunca ha resuelto las necesidades de la población.

Con el mercado funcionando, aunque existan diversos mecanismos de control, que, por otra parte, en Cuba son ineficientes, las cosas pueden ser diferentes: un trabajador por cuenta propia que genere ingresos suficientes para acudir legalmente a un mercado con precios de oferta y demanda, y comprar carne de puerco, arroz, frijoles, vegetales, viandas o frutas, no necesita intentar sobornar a un administrador de un puesto de viandas o carnicería estatal para obtener un racimo de plátanos, un pollo o una lechuga.

Ese mismo trabajador por cuenta propia será más cuidadoso revisando la cuenta de su cena en La Bodeguita del Medio, El Floridita, o en un paladar, que un cándido turista deslumbrado por la mulata que lo acompaña, o que un izquierdista romántico ilusionado con escuchar la música de Carlos Puebla mientras le cobran dos dólares en exceso por una ración de tostones.

EL MERCADO Y LA IGNORANCIA

Porque la verdadera forma de funcionar del mercado, con sus millones y millones de interrelaciones inmediatas, diarias y continuas, es algo que no se comprende fácilmente por todos en ningún lugar del mundo -ni siquiera en Estados Unidos- y mucho menos en Cuba después de más de cincuenta años de ignorar todo lo que se pareciera al mercado.

Y no es que solamente no se comprende por los cubanos de a pie, -que muchos lo han aprendido y los demás lo aprenderán muy rápidamente- sino tampoco, principalmente, por los del aparato del partido, el gobierno, y los muy flamantes diputados a la Asamblea Nacional, domesticados para levantar la mano y aprobar por unanimidad cualquier cosa que se les proponga.

En general, los “dirigentes” cubanos del partido y del gobierno no entienden nada sobre formación de precios o las diferencias entre el valor actual del dinero y el que se recibe a crédito, porque esas son cosas del imperialismo.
Durante tres días completos, el vicepresidente del gobierno y ministro de economía y planificación explicó detalladamente en la Asamblea Nacional todo el proyecto de los Lineamientos de Política Económica y Social: no vamos nosotros a hacerlo aquí, ahora.

Y ha quedado muy claro, demasiado, que el proyecto no se enfoca al desarrollo de la economía nacional, sino simplemente a su racionalidad para garantizar la subsistencia, evitando las importaciones de alimentos que se pueden producir, y resolviendo problemas elementales de mantenimiento y reparación que golpean hoy -sin solución- a la familia cubana.

Porque no hay perspectivas reales ni planes de inversión y capitalización intensiva por ninguna vía, y sin ello es imposible ir más allá de que parte de la población logre mejorar sus condiciones de vida, en contraste con los afectados por las nuevas medidas.

No será, como proponen algunos izquierdistas, “el agradecimiento” de un grupo de países al régimen por su enfrentamiento al imperialismo y al colonialismo –eso solo existe en las mentes de los trasnochados- el motor que reúna grandes capitales para un utópico “Plan Marshall” que ayude al desarrollo del proyecto neocastrista.

Solo estaban disponibles los capitales chinos, aunque por razones muy diferentes, y esos ya han sido aportados, e incluso ha sido reprogramada la deuda de La Habana con Beijing. No habrá más por esa vía mientras el gobierno de Raúl Castro quiera limitar la participación extranjera en las empresas mixtas al 49 por ciento.

Igual sucederá con Brasil y otros países con capital inversionista en Cuba, pues en tiempos de reajuste de todas las economías desarrolladas se hace prácticamente imposible colocar nuevos capitales en la Isla sin garantía de ganancia adecuada e inmediata.

Con todas estas limitadas pretensiones, solamente se lograrán determinados objetivos, porque existen demasiadas trabas y dificultades.

Refiriéndose a la producción de alimentos en el año que termina, el presidente de la Asociación Nacional de Agricultores Pequeños (ANAP) acaba de declarar el rotundo fracaso, enmascarado con el eufemismo característico del régimen, al decir que “este año, por determinadas razones, no fue bueno para renglones básicos cuya misión es sustituir importaciones e incluso generar fondos exportables”.

Es decir, los optimistas proyectos en muchos renglones fundamentales quedaron precisamente en eso: proyectos optimistas, y nada más.

Y se trata de los pequeños agricultores privados y los cooperativistas, que siempre son mucho más productivos y eficientes que las empresas estatales: la información real del fracaso de la agricultura y la ganadería estatales tal vez nunca podamos conocerla.

Ya que sobre eufemismos se comenta, el régimen no se limita a la esfera nacional. El periódico “Juventud Rebelde” se refería a los brutales aumentos del precio de la gasolina en Bolivia, decretados por Evo Morales, y que tuvo que dejar sin efecto poco después ante la magnitud de las protestas, como una medida que “nivela los precios de la gasolina y el diesel con los países vecinos”, sin mencionar la palabra “aumento”

POSIBLES CONSECUENCIAS INMEDIATAS DE LAS REFORMAS


Para el año que comienza, 2011, donde el gato neocastrista necesita cazar ratones a toda costa, bajo la perspectiva de pasar más hambre si no lo hace, habrá que tener en cuenta no solamente los aspectos económicos de las reformas, sino también los factores políticos y sociales que estarán girando alrededor del acontecer cubano.

Será un año de muchas tensiones. “Granma”, con el eufemismo diversionista que le caracteriza, acaba de anunciar que “no va a resultar para nada un año fácil”.

En realidad, ningún año revolucionario ha sido fácil para los cubanos de a pie, pero este sin dudas será peor, y no solamente para la población: el régimen sabe que se está jugando su supervivencia.

El proyecto neocastrista requiere que tanto el partido como el gobierno acaben de dejar las tonterías “ideológicas” y se vuelquen completamente en función de todas las tareas económicas que deben ser acometidas de inmediato, a la vez que transforman sus estilos de trabajo y funcionamiento para adaptarlos a las nuevas condiciones.

Si pueden lograrlo o no, es asunto de ellos y de nadie más, porque la resistencia a los cambios que se producirán no solamente será cruda y profunda, sino que ya ha comenzado desde los primeros instantes.

A pesar de la retórica y las declaraciones rimbombantes, no puede olvidarse que los partidos comunistas en el poder siempre han sido, en todas partes, las instituciones más reaccionarias e inmovilistas de la sociedad, y ofrecen resistencia a todo tipo de cambios, al considerar que ponen en peligro sus intereses y su papel.

En la Unión Soviética y los países del “socialismo real” en Europa del Este fueron el principal y más difícil escollo para las transformaciones que culminaron con el desmontaje del totalitarismo.

En el genérico discurso comunista durante las crisis es habitual culpar de los errores a “la burocracia” en abstracto. Se trata de un ente social secundario, que sirve de chivo expiatorio para no tener que denunciar al verdadero culpable, que es la nomenklatura partidista.

Esto es relativamente comprensible, pues siendo el partido comunista una institución cuya única misión perfectamente definida es preservarse en el poder, y nada más, y sin haber tenido nunca límites legales o morales para ejercer arbitrariamente su omnímodo poder sobre el resto de las instituciones, los individuos y la sociedad, cualquier elemento que pueda debilitar ese poder será visto por el partido como peligroso y que debe ser combatido por todos los medios.

Súmese a eso –en el caso del PCC- que esa casta parasitaria conocida como “cuadros profesionales del partido”, así como sus caricaturescas réplicas de “cuadros profesionales” en la juventud comunista y las llamadas “organizaciones de masas”, se caracteriza, en sentido general, por una pobre o nula preparación técnica, pocos estudios generales, ineptitud legendaria, y desconocimiento absoluto de todo lo referente al funcionamiento de la economía.

Quienes tienen conocimientos o especialidades para otras actividades no están nada dispuestos a incorporarse al supuesto profesionalismo de las organizaciones partidistas y de masas, donde mientras menos se piense de manera independiente o creativa es mejor para los objetivos de la revolución.

Además, están acostumbrados a actuar, normalmente, con total impunidad y sin obligaciones de responsabilidad por el resultado de sus acciones, y para colmo ven en el proyecto la eventual pérdida de privilegios y prebendas.

En los aparatos de gobierno el problema se repite en menor escala, aunque las dificultades van a ser las mismas. La necesidad de tener que pasar del “arriba, compañeros, vamos a hacer un poco más de esfuerzo para cumplir la meta”, a dirigir como una institución de gobierno con menos posibilidades de incidir en la gestión empresarial si no se basan en conocimientos técnicos y criterios racionales y legales, será traumática para muchos de esos “cuadros”.

Puede no serlo tanto para muchos ingenieros, proyectistas, economistas, juristas, personal especializado y personas con alta calificación, pero quien conozca en Cuba una delegación provincial del Ministerio de Agricultura o los aparatos centrales y los “cuadros” de ministerios como ese mismo de la Agricultura, Construcción, Transportes, o Comercio Interior, puede entender perfectamente el problema.

En otras instituciones, como las de Comercio Exterior o Comunicaciones, aunque los niveles promedio de calificación sean superiores, el paso de estilos de “ordeno y mano”, ajenos a los resultados económicos implicados en todas las decisiones, supone un cambio de mentalidad que también resultará traumático para muchos de sus “cuadros”.

Históricamente, los ministerios ejercían su autoridad, pero la responsabilidad recaía sobre las empresas, desconociéndose principios elementales de administración y gestión que son conocidos en todo el mundo.

Ese estilo ministerial repetía a su vez la caótica actuación del Comandante en Jefe a escala global, reproduciéndose en las estructuras ramales y territoriales, políticas y gubernamentales, por todo el país.
Las empresas, al recibir más autonomía y jugar un rol diferente con las reformas que se proponen, y que ya se están llevando a cabo, pierden completamente sus justificaciones de incumplimientos en base a alegar la injerencia de los organismos superiores o las limitaciones de recursos materiales que les eran impuestas por el plan de la economía.

Deberán desaparecer, si las cosas son en serio, explicaciones “políticas” para los continuos incumplimientos, que desde hace mucho tiempo forman parte del folklore empresarial, copiando el estilo de “Granma” y de toda la dirección del país, y los nuevos informes tendrán que basarse en resultados y cifras muy concretas.

Sin embargo, una diputada absolutamente idiota -y aunque no solemos recurrir a adjetivos tan duros, en este caso es inevitable- declaró públicamente en la Asamblea Nacional, y sin avergonzarse, que los contratos que se firmen deberían incluir una cláusula jurídica para hacerlos de obligatorio cumplimiento. ¿Tal vez la ilustre diputada considera que un contrato es lo mismo que una comparsa en un carnaval? Personas como esas son las que deben dar el visto bueno a los planes de actualización del modelo socialista cubano.

Para empresarios serios y capaces, que los hay en Cuba, y no pocos, aunque hayan estado maniatados por muchos años, esto será una bendición más que una dificultad, pero para un grupo de “cuadros”, para quienes el Rolex o la libretica y los bolígrafos son símbolo de estatus que valoran mucho más que los verdaderos resultados de las empresas, o para diputados como la referida señora en el párrafo anterior, la autonomía empresarial que se anuncia constituye su certificado de defunción, si realmente logra materializarse esa autonomía.

Nada odian ni desprecian más estos “cuadros” que un contador calificado que pueda ejercer su tarea a cabalidad y sin intromisiones, porque desnuda su desorganizada gestión y su antológica incapacidad.

Sin embargo, la dualidad monetaria en el país, y la ficticia tasa de cambio de los dólares por CUC, constituyen una espada de Damocles sobre el proyecto de reforma que se está implementando y puede ser una vía de escape para los farsantes.

La contabilidad no puede de ninguna manera ser efectiva en las condiciones que existen en estos momentos, por mucho que se intente, y el agujero negro por donde puede escapar la corrupción en grande es gigantesco e inevitable, además de que se limitan enormemente las posibilidades de realizar verdaderos análisis económicos de las actividades empresariales y determinar correlaciones realistas de costo-beneficio.

INCERTIDUMBRES Y TEMORES

Para la población, la situación también es traumática, sin dudas.

Para todos los empleados estatales, la incertidumbre y las preocupaciones son abrumadoras.

Estar dentro del “bombo” de los llamados “disponibles” es diferente a estar en el “bombo” de la oficina de intereses de los Estados Unidos en La Habana, lo que supondría la posibilidad de una visa para emigrar.

Los conflictos y rencillas entre compañeros de trabajo, cuando se trata de definir los que se irán y los “afortunados” que se mantendrán en las plantillas estatales, han hecho aflorar miserias humanas y choques, denuncias y calumnias, en la lucha por la supervivencia.

Nunca los cubanos habían transitado por una experiencia laboral y social tan traumática como la que se desarrolla en estos momentos para definir quienes se van del trabajo y quienes se quedan, con independencia del historial laboral y las calificaciones personales, porque el proceso, aunque se diga lo contrario por la propaganda oficial, se maneja “a lo cubano”.

Como dijo una madre cubana, “todo el país tiene miedo. Miedo de a quién van a botar, miedo de cómo vas a poder comer o comprar algo para los niños. Eso es todo lo que la gente comenta cada minuto, en cada lugar”.

Sin embargo, la posibilidad de un “éxodo masivo incontrolable”, como han dicho algunos trasnochados y enseguida reprodujo la prensa amarillista, no parece probable ni realista.

No porque los cubanos de a pie no lo desearan de todo corazón, sino porque el régimen, simplemente, no puede darse el lujo de permitirlo, mucho menos facilitarlo, sin arriesgar un choque con Estados Unidos, que no le conviene para nada.

La opción del trabajo por cuenta propia es difusa y con mucha incertidumbre, no solo por las cargas tributarias que se anuncian, y que pronto los cubanos aprenderán a sortearlas, sino por los aspectos socio-económicos que tienen que ver con estas realidades.

Si para un soldador o un electricista de mantenimiento relativamente joven el paso al trabajo por cuenta propia puede terminar siendo conveniente, para alguien con más de cincuenta años de edad que sea un especialista de estadísticas, o una madre divorciada con dos hijos que haya trabajado siempre como oficinista, la agricultura y la construcción no son verdaderas opciones.

El espectro de actividades por cuenta propia a desarrollar, sin un oficio específico ni las energías de juventud que se requieren para ello, se reduce a unas pocas posibilidades reales de ganarse el sustento diario para la familia.

Es significativo que el 60% de las licencias para trabajo por cuenta propia que se otorgaron hasta el mes de diciembre haya sido a personas que se encontraban desempleadas en estos momentos.

Es decir, el reciclaje de inútil trabajador estatal a cuentapropista no ha sido tan significativo como se podría pensar, aunque no hay que apresurarse, porque todavía estamos solo en los comienzos.

Medio millón de personas integrando bruscamente este “ejército industrial de reserva”, como hubiera dicho Karl Marx, en un país descapitalizado y sin tener serias y concretas posibilidades de inversión nacional y extranjera, es una bomba social que el régimen tiene que manejar con mucho cuidado.

Y aunque está apostando por opciones bastante novedosas dentro de sus estilos consuetudinarios de actuación, habría que ver si realmente el régimen tiene el tiempo que se requiere para la reconformación de la estructura laboral del país antes de que pueda estallar la olla social.

De lo contrario, tendría que recurrir como única opción a la represión, lo que ya se empieza a notar crudamente con la presencia policial en las calles, o llegar tal vez a la represalia brutal y descarnada, con los tanques en las ciudades, para que las cosas no escapen a su férreo control.

LA ELIMINACIÓN DE LOS SUBSIDIOS

Por si todo eso fuera poco, el proyecto de suspensión radical de los subsidios económicos y la abolición, aunque en este momento se anuncia como gradual y bien pensada, de la libreta de abastecimientos (eso de “cartilla” es para la prensa que sabe muy poco sobre Cuba), complica mucho más las cosas.

Eliminar la libreta de abastecimientos no puede verse como positivo o negativo con un sentido abstracto.

Hace más de un año, en noviembre del 2009, decíamos en Cubanálisis:

“…la “libreta de abastecimientos” es un mecanismo arcaico, ineficiente y que no resuelve realmente ningún problema, aunque gracias a su existencia decenas de miles de burócratas ineptos en todo el país reciben un salario por el esfuerzo de intentar distribuir parejamente lo que ya se sabe de antemano que no alcanza, y culpar al imperialismo por éste y todos los problemas del país”.

Si la eliminación del mecanismo de distribución subsidiada de ciertos alimentos, por la libreta, no viene al mismo tiempo que un reajuste real de los salarios e ingresos de los consumidores, lo que puede esperarse será un golpe brutal contra éstos, y principalmente contra los más vulnerables y de menores ingresos.

Demasiado elemental para que no se entienda por la dictadura. El liderazgo cubano contemporáneo no necesita leer a Milton Friedman ni a Friedrich Hayek: bastaría que conociera “Salario, precio y ganancia”, de Karl Marx, o “La situación de la clase obrera en Inglaterra”, de Friedrich Engels, para entender mejor.

Sin embargo, se puede apostar, sin temor a perder, que ni ese liderazgo ni el aparato del partido comunista y su nomenklatura ha leído nunca esos textos.

Por otra parte, la eliminación de los subsidios no puede realizarse en una sola vía sin que se presenten tensiones.

Porque en realidad, el primer y mayor subvencionado en Cuba es el gobierno dictatorial, a quien los trabajadores y toda la población están forzados a subsidiar, de forma inconsulta, a través de los salarios de miseria que el principal empleador, y en la práctica único propietario hasta el momento, establece de manera arbitraria.

Sin contar, además, los privilegios y las “gratuidades indebidas” de que disfruta la camarilla en el poder y los altos oficiales de las fuerzas armadas y el aparato, desde las mejores mansiones en “zonas congeladas” a las “casas de oficiales”, desde carros asignados a “casas de visita”, desde teléfonos celulares que paga el gobierno a los recursos del Estado puestos a su disposición sin prácticamente tener que rendir cuentas a nadie sobre su uso y abuso.

Por otra parte, los draconianos y brutales precios monopólicos, al mejor estilo de las bodegas de Birán bajo el control del gallego Ángel Castro, de los productos que se venden en las Tiendas Recaudadoras de Divisas en Cuba, constituyen un mezquino impuesto que los cubanos pagan a la familia feudal Castro Ruz para poder comer.

¿No deberían realmente ser eliminados todos estos factores, junto con la libreta de abastecimientos y otras “gratuidades indebidas” a la población, para que el cambio, además de racional y coherente, fuera moralmente justo y equitativo?

¿O es que acaso Papá-Estado y los máximos dirigentes existen más allá del bien y del mal y no tienen que someterse a las mismas reglas del juego que se imponen a todos los cubanos?

En esta dirección, la eliminación de la gabela del 10% de descuento impuesta por Fidel Castro para los envíos de dólares a Cuba, mediante un nuevo acuerdo a través de la compañía Western Union, para la entrega en CUC a los cubanos, sin cargarles el gangsteril 10% “fidelista” de descuento, indica realismo y verdadera utilización de mecanismos económicos por parte del régimen.

Lo que en la teoría gerencial se llama una situación de “win-win”, ganar-ganar.

Los receptores se benefician al escapar del “derecho de pernada” que el régimen impuso a las remesas por capricho de Fidel Castro, el gobierno recibe de inmediato -y no cuando los cubanos deciden cambiarlos por CUC- los dólares directos a través de Western Union, y la compañía norteamericana de transferencias de dinero puede aumentar sus negocios –y utilidades- de manera significativa.

Esa es una medida que, simultáneamente, rinde beneficios a todos los participantes y no solamente al régimen, acostumbrado a plantear siempre solamente el “trato del esqueleto”.

Se trata de una jugada novedosa, porque hasta hoy lo que ha existido es que un cubano de a pie se “poncha” con tres strikes, y el régimen puede seguir al bate aunque tenga veinte.

Así ha venido ocurriendo durante medio siglo en la gigantesca finca de Birán, también conocida como República de Cuba, en que se ha convertido el país bajo la dinastía Castro Ruz y su camarilla de gerifaltes históricos.




glezbo
Miembro Especial

Cantidad de mensajes : 1705
Edad : 56
Localización : Miami, Florida, USA
Hobbies : everything related to the big blue sea
Valoración de Comentarios : 857
Puntos : 3159
Fecha de inscripción : 05/12/2008

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: CUBA: ESCENARIOS PARA EL AÑO DEL GATO, CON UN GATO OBLIGADO A CAZAR RATONES.

Mensaje por TOMMY el Lun Ene 03, 2011 2:22 pm

GLEZBO, NO SOY BUENO PARA LEER LARGOS ARTICULOS HASTA EL FINAL, PERO ESTE EN PARTICULAR ME MOTIVO MUCHO A ROMPER MI PROPIA COSTUMBRE, JE,JE,JE
LA EXPLICACION ES MUY BUENA Y LOS QUE TUVIMOS LA "DES-DICHA" DE TRABAJAR EN CUBA EN DETERMINADOS ORGANISMOS, DONDE ESTABAMOS CERCA O IMPLICADOS DIRECTAMENTE EN SITUACIONES DE ANALISIS ECONOMICOS, VEIAMOS LA INTROMISION DIRECTA DEL PARTIDO EN TODO, AUNQUE NO SUPIERAN DE LO QUE SE HABLABA Y VIVIMOS SIENDO UN SIMPLE CUBANO DE A PIE, QUE TENIA QUE "INVENTAR" PARA PODER COMER MALAMENTE HASTA RECIBIR EL PROXIMO MAGRO SALARIO ........ ENTONCES UNO ENTIENDE 100% LO QUE SE PLANTEA AQUI Y NOS DAMOS CUENTA DE LA FALSEDAD E INEFICIENCIA DE UN SISTEMA QUE JAMAS A HECHO NADA QUE VALGA LA PENA PARA EL PUEBLO NI LA SOCIEDAD CUBANA; PERO QUE SIN DUDA ALGUNA HA TENIDO SIEMPRE COMO "UNICA" IDEA FIJA, MANTENERSE EN EL PODER A TODA COSTA ....................... YO EN PARTICULAR Y POR DESGRACIA, ESTOY CONVENCIDO DE QUE ESTOS CAMBIOS SOLO LLEVARAN A UNA EXPOSION SOCIAL, QUE SIN DUDAS SERA REPRIMIDA CON FUERZA POR PARTE DEL REGIMEN; PERO NO HAY MAS OPCIONES NI PARA EL PUEBLO DE CUBA, NI PARA LOS TIRANOS QUE NO QUIEREN CEDER UN APICE DEL PODER ..... A PARTIR DE ESTE NUEVO AÑO 2011, LA SITUACION CUBANA PARECE TORNARSE MUCHO MAS DIFICIL EN TODOS LOS SENTIDOS ............

TOMMY
Miembro Especial

Cantidad de mensajes : 1974
Valoración de Comentarios : 634
Puntos : 1967
Fecha de inscripción : 28/09/2006

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: CUBA: ESCENARIOS PARA EL AÑO DEL GATO, CON UN GATO OBLIGADO A CAZAR RATONES.

Mensaje por EVIDIO el Lun Ene 03, 2011 4:49 pm

El sistema socialista, no ha logrado nunca, en ninguna parte de este planeta, consolidar economia alguna, pues es un diseño, condenado al fracaso,antes de comenzar.Donde se coarta todo tipo de libertades e iniciativa personal, centralizando todo en manos del estado (fidel y raul) solo fracasos puede haber.Hoy dia, solo hay una solucion a los problemas en Cuba, y es que los tiranos, abandonen el poder, o los saquen del mismo.Todo lo demas, son intentos de mantenerse, desgobernando la isla, y alargando los sufrimientos de su poblacion, que ha sido, y continua siendo noble, pero todo tiene un limite.

EVIDIO
Miembro Extremo

Cantidad de mensajes : 7468
Localización : Home of the brave.
Hobbies : Leer. musica...
Valoración de Comentarios : 6557
Puntos : 14168
Fecha de inscripción : 22/04/2010

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: CUBA: ESCENARIOS PARA EL AÑO DEL GATO, CON UN GATO OBLIGADO A CAZAR RATONES.

Mensaje por glezbo el Lun Ene 03, 2011 7:54 pm

Estimados Evidio y Tommy, la situacion sociopolitica y economica de la Cuba actual se resume en una frase de Guillermo Fariñas en una reciente entrevista radial por motivo de su cumpleaños (justamente hoy cumplio 49 años de edad). La frase es esta - “ Ha llegado un momento en que los que mandan no pueden seguir engañando; y lo que son mandados no se dejan engañar” - creo que ahi esta dicho todo.

Saludos y respetos, Glezbo.

glezbo
Miembro Especial

Cantidad de mensajes : 1705
Edad : 56
Localización : Miami, Florida, USA
Hobbies : everything related to the big blue sea
Valoración de Comentarios : 857
Puntos : 3159
Fecha de inscripción : 05/12/2008

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: CUBA: ESCENARIOS PARA EL AÑO DEL GATO, CON UN GATO OBLIGADO A CAZAR RATONES.

Mensaje por EVIDIO el Lun Ene 03, 2011 9:59 pm

Excelente cierre a este gran tema, glezbo, la frase de Guillermo Fariñas que ha traido UD. Totalmente de acuerdo con ella.No quiero pecar de optimista, pero el 2011, puede ser un gran año para la libertad de Cuba. Saludos.

EVIDIO
Miembro Extremo

Cantidad de mensajes : 7468
Localización : Home of the brave.
Hobbies : Leer. musica...
Valoración de Comentarios : 6557
Puntos : 14168
Fecha de inscripción : 22/04/2010

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: CUBA: ESCENARIOS PARA EL AÑO DEL GATO, CON UN GATO OBLIGADO A CAZAR RATONES.

Mensaje por Yiyo Star el Lun Ene 03, 2011 11:49 pm



Demasiado tiempo pensando en lo mismo, sin frutos.

Demasiado optimismo cifrar el fin para 2.011. Siempre habrá para repartir entre los que mandan y para sufrir los que no cuentan como personas.

Me alegro por el optimismo pero.... aún no comprendo como la peña miamense no ha negociado uno o dos kamikazes y, muerto el perro acabada la rabia.

Amén.

Yiyo.

Yiyo Star
Miembro Regular

Cantidad de mensajes : 124
Edad : 105
Localización : Oviedo-Asturias
Hobbies : Tunturuntu
Valoración de Comentarios : 18
Puntos : 184
Fecha de inscripción : 26/06/2009

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: CUBA: ESCENARIOS PARA EL AÑO DEL GATO, CON UN GATO OBLIGADO A CAZAR RATONES.

Mensaje por glezbo el Mar Ene 04, 2011 1:13 am

Ay, estimado Yiyo, ojala la cosa fuera tan facil como reclutar a precio de oro a unos fanaticos kamikazes japoneses o a unos no menos decididos hombres-bombas iraquies (no importa si fueron entrenados por Bin Laden o no), el dinero no creo que sea el problema fundamental, existen obstaculos ciclopeos en esa tarea que le aseguro ha cruzado la mente desesperada de los cubanos en mas de una ocasion.

El primero y mas grande, ponernos de acuerdo entre todos nosotros, sin protagonismos falsos ni pretensiones de pasar a los libros de historia para acometer una tarea que requiere absoluto secretismo desde su incepcion. Es de todos sabido que primero se congela el infierno antes de que mas de dos cubanos sean capaces de aceptar y seguir un plan que no sea el propio y si el asunto requiere que no se lo puedes comentar a tu esposa aun bajo el horrible castigo de absoluta falta de actividad sexual por mas de un mes ya la cosa requiere virtudes dignas del homerico Ulises.

Luego tendriamos que sortear las "ayudas" que nuestros "amigos" de la CIA, el FBI y el Homeland Security Department tan convenientemente a favor de los castros (con "razon" este diablo los acusa de pagar a la oposicion cubana por la tarea que gustosamente hariamos de gratis) nos pondrian en el camino de la posible realizacion de este supuesto plan y de ser acusados y condenados por terrorismo sin considerar que el real padre del terrorismo moderno, de los secuestros y desvios de aviones civiles, el precursor de la colocacion de bombas caseras en cines y lugares publicos, el creador de las escuelas para guerrilleros terroristas donde entrenaron personajes como Carlos El Chacal, Manuel Marulanda Tirofijo y muchos otros nombres comunes en las pasadas y presentes guerrillas latinoamericanas cuando Osama Bin Laden aun tomaba leche de camella, no usaba turbante ni tenia barba lo han tenido en "la acera de enfrente" al alcance de un pedo extraviado de cualquier piloto mediocre de F-16 de la Base Aerea de Homestead por mas de cincuenta años sin hacer ni permitir a los cubanos exiliados hacer nada por cambiar la situacion y en pura y dura verdad protegiendo al tirano castro al arrestar y condenar a quienes se han atrevido a tratar de hacer algo como lo que aqui discutimos (el nombre Arocena le dice algo, caro amigo..??, investigue y vera, sobre el caso Posada Carriles eso es noticia en desarrollo) y entonces la cosa verdaderamente se complica.

Suponiendo que todas estas dificultades y obstaculos fueran vencidas y que nuestro killer llegase a tierra cubana sin que hubiese sido delatado por algun agente castrista al mas alto nivel del gobierno norteamericano (recuerda Ud. el caso Ana Belen Montes...?) o que los amigos del cagandante en el CFR (David Rockefeller, Julia Sweig por solo mencionar dos, le invito a investigar esta vertiente y se asombrara de lo que encontrara..) hayan movido sus hilos financieros para contrarrestar nuestros esfuerzos tendria este que enfrentarse a una grande y bien aceitada maquinaria de vigilancia y control de la cual es dificil sustraerse efectivamente y poder escapar teniendo en cuenta la circunstancia insular de nuestra Patria pero aun aceptando que nuestro hombre al fin llegase a ponerse a distancia efectiva de tiro de su pretendida victima deberia sobreponerse a la impresion demoledora que le produciria ver a un anciano incoherente, baboso, de largas y bien cuidadas uñas contrastadas con mechones ralos de lo que parecia una barba tiempo atras, vistiendo unos joggin pants de las "denostadas" marcas deportivas capitalistas y rodeado de una penetrante, nauseabunda e insoportable PESTE A MIERDA y se preguntaria si realmente valio la pena tanto esfuerzo para acercarle a este malparido, criminal y egoista aspirante a napoleon insular su inevitable cita con Satanas.

En fin, este asunto es harto complejo, peliagudo y con mas espinas que un puerco espin. No comparto el optimismo general de que el año 2011 nos traiga el fin pero indudablemente lo acerca un poco mas, de eso si estoy seguro.

Saludos y respetos, Glezbo.

glezbo
Miembro Especial

Cantidad de mensajes : 1705
Edad : 56
Localización : Miami, Florida, USA
Hobbies : everything related to the big blue sea
Valoración de Comentarios : 857
Puntos : 3159
Fecha de inscripción : 05/12/2008

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: CUBA: ESCENARIOS PARA EL AÑO DEL GATO, CON UN GATO OBLIGADO A CAZAR RATONES.

Mensaje por Patrio el Mar Ene 04, 2011 6:47 am

Excelente artículo sobre la realidad cubana actual, certero, profundo, analizado desde bases sólidas, pero sobre todo vertido desde una postura totalmente realista y sin posicionamientos condicionados por una militancia política. Es la realidad pura y dura de la triste situación de un país bajo la bota de una dictadura de cinco décadas. Muchas gracias, Glezbo por traerlo.
Patrio

Patrio
VIP

Cantidad de mensajes : 3948
Valoración de Comentarios : 1734
Puntos : 5002
Fecha de inscripción : 19/11/2007

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

TERCERA Y ÚLTIMA PARTE: ¿Hacia dónde irá Cuba en el año del Gato (2011)?

Mensaje por glezbo el Lun Ene 10, 2011 2:56 pm

Tercera y ultima parte (continuacion) del realista analisis de la realidad cubana y los cambios propuestos por el raulato durante el año que recien comienza.

Saludos y respetos, Glezbo.





Antes de acometer conclusiones, intentemos sintetizar determinados aspectos del proyecto de las reformas económicas del neocastrismo que realmente merecen atención y pueden ayudar a comprender mejor los escenarios que se perfilan para nuestro país.



RESUMEN DEL PROYECTO DE REFORMAS NEOCASTRISTAS



§ El régimen no ha logrado ganar la batalla de la credibilidad por parte de la población hacia los “Lineamientos”, a pesar de sus discursos y su propaganda



§ Con independencia de las declaraciones oficiales, se trata de una profunda reforma económica, aunque se insista todo el tiempo en llamarle “actualización del modelo socialista cubano” y se recurra a ridiculeces académicas como intentar comparar la economía del país con un bonsái con características propias



§ Las transformaciones en proyecto, que ya han comenzado a ejecutarse, niegan de hecho, y definitivamente, los criterios y decisiones de Fidel Castro y Che Guevara en la conducción y gestión de la economía en el país



§ Las reformas no contemplan para nada ningún tipo de flexibilización de las relaciones de poder político, ni apertura democrática, ni libertades ciudadanas individuales, excepto al derecho de acceder a mayores ofertas en el mercado nacional



§ La reforma se basa intrínsecamente en la introducción de relaciones de mercado en la economía, a las que se aspira a controlar con la planificación y con los sistemas impositivos



§ Dar espacio a la iniciativa privada no es un favor del gobierno a sus ciudadanos, mucho más si es un gobierno que ha demostrado con creces su proverbial ineficiencia e incapacidad para resolver problemas. Sin embargo, el enfoque hacia los potenciales cuentapropistas es, además de absurdo, abusivo y ruin, paternalista y demagogo, pretendiendo que los cubanos agradezcan al régimen la posibilidad de alimentarse y vestirse “por cuenta propia”



§ La utilización a gran escala de diversos mecanismos económicos de gestión y control de la producción y los servicios desplazará los actuales, estrictamente basados en control administrativo-burocrático, reduciendo continuamente el ubicuo protagonismo e injerencia partidista y gubernamental en la gestión económica



§ La falta de soluciones y proyectos específicos para eliminar la funesta dualidad monetaria (pesos cubanos y CUC), y la arbitraria tasa de cambio dólar-CUC, dificultan enormemente todos los aspectos financieros de la reforma y pondrán trabas continuamente a lo que se pretende lograr



§ Las decisiones sobre la reforma que se está aplicando, por su carácter estratégico, se han tomado y se están tomando por la cúpula de los dirigentes históricos, independientemente de las opiniones de la población, los militantes y los “cuadros”, y se pretende que sean irreversibles, es decir, sin marcha atrás posible



§ Las reformas requieren una transformación radical del papel del partido comunista y el gobierno en la gestión de la economía, lo que implica una traumática sacudida estructural de esas instituciones burocráticas, la descentralización de autoridad y la modificación en sus estilos de trabajo



§ Se tendrá que producir una radical transformación de los aparatos de dirección tanto del partido como del gobierno, y se realizarán destituciones y ascensos en gran escala de nuevas figuras en el partido y en los aparatos de gobierno central y locales



§ Aparecerán renuncias de funcionarios que prefieran separarse de las tareas antes de ser destituidos, y serán muchos más los dirigentes tronados en diferentes niveles que pasarán a cargos de menor importancia o a la producción directamente, en dependencia de su calificación, aunque muchos menos de ellos serán ubicados en el “plan payama”



§ A partir de los Lineamientos sobre descentralización, las provincias y municipios deberán asumir un papel mucho más importante en las funciones económicas de sus territorios, con el traspaso de actividades de los aparatos centrales, y hay que preguntarse hasta qué punto están en condiciones de realizar esta tarea con efectividad, lo que no resulta evidente



§ Aunque se insista en planificación a medio y largo plazo para regir la economía, el carácter directivo de los planes como en la era soviética desaparece, dando pasos a criterios más flexibles, indicativos, orientadores y consensuados sobre índices de obligatorio cumplimiento.



§ La obligatoriedad en el cumplimiento de los planes se obtendrá a partir de los contratos y no de las directivas burocráticas, y esto es algo para lo que no existe la suficiente cultura administrativa ni jurídica en el país, ni por las empresas ni por los aparatos centrales, así como tampoco existen los mecanismos apropiados para el arbitraje y solución de las diferencias



§ Las modificaciones que se introducen en el modelo de gestión requieren un cambio de mentalidad en los órganos de dirección, fundamentalmente del partido, pero sus múltiples funcionarios, incluyendo a los miembros del Buró Político del partido, y mucho más la masa inútil de cuadros profesionales, no están preparados en este momento, y les resultará traumático, por lo que es de esperar que opongan una feroz resistencia, que ya ha comenzado claramente, disimulada en los vericuetos de las “dudas”, “preocupaciones”, y alertas sobre la necesaria pureza de la ideología y los “logros” de la revolución



§ Aumentará la cantidad de militares asignados a cargos de dirección en el gobierno y las empresas estatales



§ El régimen deberá acometer urgentemente un amplio y profundo proceso de capacitación y entrenamiento a los cuadros partidistas y gubernamentales a todos los niveles para poder prepararlos para trabajar en las nuevas condiciones



§ La cantidad de trabas establecidas burocráticamente al trabajo por cuenta propia propiciará la economía informal y el rechazo a los absurdos requisitos para la solicitud de licencias y, consecuentemente, repercutirá en el pago de impuestos que supone ejercer el trabajo por cuenta propia legalmente



NUEVOS ESCENARIOS Y REALIDADES EN EL AÑO DEL GATO (2011)



El punto de partida para la economía cubana en 2011 es asombrosamente débil.



Para algo tan elemental como tomar café puro se requiere no solamente elevar la producción, sino cambiar la mentalidad. De lo contrario, habrá que volver al café de baja calidad mezclado con chícharos, que lo mismo puede ser una infusión que un potaje si la mezcla es al 50%.



No lo inventa Cubanálisis. Lo dice Raúl Castro:



“El próximo año —y ya se habló aquí en los debates que sostuvimos— no podremos darnos el lujo de gastar casi 50 millones de dólares —47 exactamente— en importaciones de café para mantener la cuota que hasta el presente se distribuye a los consumidores, incluyendo a los niños recién nacidos. Se prevé, por ser una necesidad ineludible, como hacíamos hasta el año 2005, mezclarlo con chícharo, mucho más barato que el café, que nos cuesta casi tres mil dólares la tonelada, mientras que aquel tiene un precio de 390 dólares.



Por lo tanto, si queremos, seguir tomando café puro y sin racionamiento, la única solución es producirlo en Cuba, donde está probado que existen todas las condiciones para su cultivo, en cantidades suficientes que satisfagan la demanda y hasta exportarlo con la más alta calidad.



Después de la guerra de agresión norteamericana contra Viet Nam, el heroico e invicto pueblo vietnamita nos solicitó que le enseñáramos a sembrar café, y allá fuimos; se le enseñó, se le trasladó nuestra experiencia. Hoy Viet Nam es el segundo exportador de café del mundo. Y un funcionario vietnamita le decía a su colega cubano: "¿Cómo es posible que ustedes que nos enseñaron a sembrar café el otro día, ahora nos estén comprando café?" No sé qué le habrá contestado el cubano. Seguro que le dijo: "El bloqueo”.



Así, además del mensaje del café y de toda la producción de alimentos, se precisa como de pasada algo con mucha claridad: aparentemente será mucho más difícil achacar automáticamente al “bloqueo” la antológica ineficiencia en la economía.



PROBLEMAS INMEDIATOS



Los problemas a enfrentar son muy serios, entre los que habría que señalar:



§ la economía cubana acaba de dejar de obtener 120 millones de dólares por los incumplimientos en la producción de níquel



§ el turismo aumentó la cantidad de visitantes al país cada año, pero no la cantidad de ingresos brutos por ese turismo, y ni se hable de los ingresos netos



§ la zafra azucarera no logra sobrepasar los niveles de los primeros años del siglo XX, en momentos que el precio del azúcar aumenta significativamente en el mercado mundial, lo que supone la pérdida de decenas de millones de dólares



§ a pesar de toda la tierra agrícola entregada en usufructo, más de la mitad permanece sin cultivar, a pesar de toda la tierra agrícola entregada en usufructo, mientras siguen aumentando los precios de los productos alimenticios a importar



§ el plan de inversiones se incumple sistemáticamente, como resultados de la cultura “guerrillera” de los funcionarios del gobierno



§ el fondo habitacional continúa deteriorándose irremediablemente, y este año que acaba de terminar solamente se construyeron algunas decenas de miles de viviendas, mientras el déficit acumulado sobrepasa el millón de unidades



§ el transporte de carga y pasajeros continúa en crisis por diversas causas, siendo las principales falta de mantenimiento, combustible, piezas de repuesto, y disciplina



§ la salud pública y la educación han tenido una baja sustancial en los servicios que se ofrecen y la calidad de los mismos, lo que no se va a solucionar con las medidas previstas de racionalización del personal.



FACTORES INTERNACIONALES



Venezuela y el ALBA



Como la fuente fundamental de ingresos en moneda fuerte para el país es la exportación de servicios médicos a cargo de las arcas venezolanas, el régimen está muy preocupado porque la situación de Hugo Chávez en el poder se ha deteriorado sensiblemente en los últimos tiempos.



En el lenguaje “actualizado” del neocastrismo, ya el gobierno cubano no envía a la nación suramericana “internacionalistas”, sino “cooperantes”. Es decir, especialistas que cobran un salario como profesionales por los servicios que ofrecen.



Nada malo en ello, pero el régimen totalitario se embolsilla, a través de sus empresas para la contratación de especialistas, la parte fundamental de esos salarios, mientras los cooperantes cubanos reciben las migajas. Y eso es inmoral, como lo son tantas cosas en la cooperación Castro-Chávez, todas dañinas para ambos pueblos.



La marcha desesperada del teniente-coronel “bolivariano” hacia la dictadura en Venezuela, con el apoyo abierto del gobierno cubano, logró el otorgamiento de poderes extraordinarios al presidente para gobernar por decreto durante dieciocho meses.



Ese descarado golpe de estado, y el torrente de confiscaciones masivas de propiedades agropecuarias, industriales y de servicios que se vieron en los días finales de diciembre, tienen por objetivo consolidar al chavismo autoritario y maniatar las pocas instituciones democráticas que van quedando en el país.



Las esperanzas de la oposición democrática en Venezuela de ejercer una influencia positiva en el país a través de sus diputados a la Asamblea Nacional en el quinquenio que comienza se han visto muy debilitadas con estas medidas del chavismo, que fueron sugeridas –por no decir ordenadas- en La Habana.



Mientras los venezolanos se preocuparon en extremo por las visitas del Comandante de la Revolución Ramiro Valdés a su país, dejaron pasar casi sin mencionar la del general de división Leonardo Andollo Valdés, vestido de civil, subjefe del Estado Mayor General de las fuerzas armadas cubanas.



Y tal visita no tiene nada que ver con una eventual guerra con Colombia, como se dijo erróneamente, y que solamente se produciría si Venezuela decidiera atacar a su vecino, lo que es improbable por ser una locura que el gobierno cubano nunca apoyaría ni avalaría, y mucho menos en estos tiempos de “amistad profunda” entre Chávez y el presidente Santos.



En realidad, el viaje del general Andollo tiene que ver con su perfil en Cuba, donde es responsable de dos tareas de extraordinaria importancia:



§ la “reorganización” del aparato estatal cubano a la luz de la “actualización” del modelo económico, y, más importante aún,



§ la preparación del régimen en su totalidad, y no solamente sus fuerzas armadas, para el enfrentamiento anti-motines a gran escala.



Y esas son dos especialidades deficitarias en este momento para el chavismo, que pretende establecer un sistema de organización comunal paralelo y alternativo al estatal, a través de la “Ley de Transferencia de Competencias y Servicios de los Estados y Municipios al Poder Popular”, apresuradamente aprobada en el último día de la Asamblea sin oposición, y, además, en el evento de un escenario nacional de desobediencia que se podría perfilar en caso de que Chávez no lograse apretar las clavijas a tiempo.



Por otra parte, en el panorama venezolano han aparecido señales contradictorias que hay que seguir de cerca, unas que debilitan y otras que pudieran fortalecer la posición del autócrata de Barinas.



Chávez, ante las protestas violentamente reprimidas de estudiantes y profesores, ha revocado su medida contra la autonomía universitaria que dio origen a los disturbios, y también ha desistido de incrementar el IVA -impuesto al valor agregado- hasta el 2013.



Este último frenazo busca quitarse presión popular en un año decisivo para su reelección presidencial en 2012; pero, también, le está favoreciendo la tendencia alcista de los precios del petróleo, elemento a tener en cuenta, porque incrementaría los recursos para que el chavismo desarrolle medidas populistas en momentos convenientes.



No obstante, Hugo Chávez parece haberse contagiado con el mal que aqueja a su aliado del ALBA en Bolivia. Cuando da marcha atrás a decisiones impopulares el resultado es el mismo que ha caracterizado al gobierno de Evo Morales: nadie queda conforme, ni los seguidores, ni los opositores.



En el marco de la “Alianza Bolivariana” la decadencia y la indecisión política no solo signa a Venezuela y Bolivia, sino también a Nicaragua, siendo el gobierno de Ecuador la única excepción de cierta normalidad.



En ese sentido, La Habana, que sabe que no puede determinar sobre el curso de los acontecimientos, ni esperar más ayuda económica directa de Chávez, se olvida de ilusiones de una inyección de grandes capitales (como el “Plan Marshall” para los Castro que sugiere el argentino Atilio Borón), y aprovecha los convenios suscritos para incrementar la exportación de miles y miles de profesionales y técnicos a los países del ALBA, subvencionados por el gobierno de Caracas.



Ante una situación tan compleja, días muy difíciles esperan a los demócratas venezolanos; confiemos en que sepan mantener la ecuanimidad e inteligencia imprescindibles en su enfrentamiento desigual con el chavismo, pues de la misma manera que la derrota de la naciente dictadura de Hugo Chávez podría traer consecuencias favorables a la libertad de Cuba, la consolidación sin ningún freno del régimen “bolivariano” extendería el sufrimiento y las dificultades no solamente de los venezolanos, sino también de los cubanos.



Estados Unidos



Nada se presenta demasiado diferente a como comenzó la confrontación entre los gobiernos de Cuba y Estados Unidos hace ya cincuenta años, cuando se produjo la ruptura de relaciones entre ambos países en enero de 1961.



Desde los Estados Unidos no son de esperar medidas convenientes para el régimen que quiere imponer el neocastrismo en Cuba, porque hay una seria situación creada no solamente por la detención arbitraria y absurda por más de un año del norteamericano Alan Gross sin que se le formulen cargos, sino también por la nueva composición del congreso norteamericano, donde existe una mayoría suficiente de representantes y senadores nada favorables a relajar de manera incondicional las presiones sobre La Habana a cambio de nada.



En el endurecimiento de las exigencias a los Castro, jugará un papel muy importante la representante cubano-americana Ileana Ros-Lethinen, presidenta de la Comisión de Relaciones Exteriores de la Cámara, quien ha prometido mano fuerte con ellos y con todos los regímenes dictatoriales.



Raúl Castro, que sabe bien eso, declaró en la Asamblea Nacional, para satisfacción de los más “duros” de la nomenklatura, que “en las relaciones con los Estados Unidos no se aprecia la menor voluntad de rectificar la política contra Cuba, ni siquiera eliminar sus aspectos más irracionales”. Como de costumbre, el régimen se sigue considerando a sí mismo como si fuera “Cuba”.



Ya la propuesta del general-presidente para establecer un “teléfono rojo” con la Casa Blanca –tratando de poner al mismo nivel al régimen totalitario con el gobierno de Estados Unidos- tuvo como respuesta que Cuba debía aprovechar los canales existentes para avanzar en los temas pendientes, entre ellos las restricciones a los movimientos territoriales de los diplomáticos de ambas Secciones de Intereses (en La Habana y en Washington). Punto.



La fuerza de los cabilderos y los intereses agrícolas y petroleros norteamericanos en el Congreso no son suficientes en estos momentos, en correlación con las fuerzas opuestas, para dar paso a políticas más amistosas hacia el gobierno raulista.



Olvidemos a la actual administración o cualquier otra futura, porque este no es un asunto de administraciones, sino del establishement, y éste no está interesado en estos momentos en modificar las reglas del juego, prefiriendo esperar por la evolución de la crisis económica cubana y evaluar como se desarrollan los proyectos del régimen para resolver los problemas que atenazan a la economía y la sociedad.



El establishment razona con intereses nacionales del país, no con la política del momento de cada una de las administraciones.



El régimen cubano, por su parte, tampoco ha demostrado en todo este tiempo suficientes intenciones de contribuir a una distensión en las relaciones bilaterales, más allá de declaraciones generales abstractas.



No solo en el caso Gross, sino también al mantener el alboroto por la liberación de “Los Cinco” espías que cumplen condenas en Estados Unidos por espionaje y por el asesinato de los pilotos de “Hermanos al Rescate” en aguas internacionales.



Y quienes se ilusionaron rápidamente con el criterio de que el cambio de estrategia de la defensa legal del jefe de la “Red Avispa”, que cumple dos cadenas perpetuas en Estados Unidos, era un distanciamiento suyo de la posición oficial de los Castro, ya deben haber tenido el tiempo y la oportunidad de comprender que se trata de una estrategia elaborada con la aprobación de la cúpula gubernamental.



Estrategia de corte legal para tratar de obtener la anulación de las dos sentencias de cadena perpetua basadas en conspiración para el asesinato, con el objetivo de que quedara solamente otra sentencia a quince años que recibió también como espía, y de los cuales ya habría cumplido en estos momentos unos trece, para así poder posteriormente proclamar como “victoria” su excarcelación al cumplir la condena.



Puro diversionismo del régimen, nada de “rompimiento”.



Unión Europea



Las perspectivas de que la Unión Europea elimine su Posición Común y relaje las presiones sobre La Habana son limitadas, no solamente por el comportamiento del régimen neocastrista, sino también por el debilitamiento del gobierno socialista español por el desgaste de varios años en el poder, la remoción del ministro Moratinos del gobierno, y la crisis económica que asfixia a España con más de un 20% de desempleados.



Las últimas encuestas situaban al opositor Partido Popular, de Mariano Rajoy, con un 14.5% de ventaja sobre el Partido Socialista Obrero Español para las elecciones del 2012, y aunque falta tiempo todavía para ese enfrentamiento no hay ninguna garantía absoluta de que esa tendencia se pueda revertir.



El presidente Rodríguez Zapatero y el PSOE tienen en estos momentos demasiadas preocupaciones tratando de lograr su propia supervivencia y la del gobierno, después de aplicar impopulares medidas de austeridad en medio de la crisis, para consumir el muy escaso capital político de estos momentos dedicándole demasiado tiempo a intentar lanzar un salvavidas al castrismo.



Incluso, el diario madrileño EL PAÍS, -vocero oficioso del PSOE-, ha abandonado su tradicional postura complaciente hacia la dictadura castrista y está criticando las medidas de “capitalismo salvaje” aplicadas por el gobierno de Raúl Castro contra los trabajadores cubanos.



En un editorial del jueves 6 de enero ha afirmado -con realismo tardío-, que quien quedará en el camino, al final de ese proceso de reformas, será “la revolución (…) consumida en su fracaso, y en el sufrimiento inútil que ha provocado”.



Por lo tanto, para el neocastrismo, las perspectivas con España son solamente las de mantener las inversiones actuales y ganar la confianza del capital y del próximo gobierno español, reanudando el pago de las cuotas de ganancias retenidas hasta el momento.



TENSIONES INMEDIATAS EN LO INTERNO



Los despidos de trabajadores



Las tensiones en Cuba se incrementarán, como quiera que se enfoque, cuando se complete el primer despido masivo de medio millón de cubanos a finales del mes de marzo, que comenzó el pasado tres de enero.



Con todo el respeto para quienes tienen otras opiniones, no parece probable que el gobierno de Raúl Castro vaya a dar marcha atrás o reducir la velocidad del despido, porque se encuentra literalmente contra la pared, y considera más peligroso no actuar que pecar por exceso, confiando en que sus aparatos ideológicos y represivos –que en última instancia son la misma cosa- podrán capear el temporal que se avecina.



Ya Raúl Castro señaló claramente que no actuará pasivamente ante las transformaciones laborales que ya han comenzado:



“…la Central de Trabajadores de Cuba y los respectivos sindicatos nacionales, se encuentran estudiando las formas y métodos para organizar la atención a esta fuerza laboral, promover el cumplimiento estricto de la Ley y los tributos y motivar en estos trabajadores el rechazo a las ilegalidades. Debemos defender sus intereses —repito—, debemos defender los intereses de los trabajadores por cuenta propia, igual que hacemos con cualquier otro ciudadano, siempre que actúen en cumplimiento de las normas jurídicas aprobadas”.



Ya se conoce que los estrategas del neocastrismo manejan la posibilidad de vincular a los eventuales cuentapropistas a los sindicatos oficiales, de acuerdo a las actividades que lleven a cabo, como una forma de tenerlos controlados.



“Granma” ha anunciado la opción de “integrarse (de manera voluntaria) al sindicato afín con su actividad”, lo que califica como experiencia “sin precedentes”.



Sabemos perfectamente lo que significa para el régimen “organizar la atención a esa fuerza laboral” y “motivar en esos trabajadores el rechazo a las ilegalidades”: mucho más garrote que zanahorias.



También sabemos lo que significa que la dictadura declare que se deben defender sus intereses “siempre que actúen en cumplimiento de las normas jurídicas aprobadas”.



La excarcelación de prisioneros políticos



Sigue pendiente también la excarcelación de prisioneros de conciencia, “promesa” a la jerarquía de la Iglesia Católica cubana, que el régimen no ha cumplido hasta el momento, ni los anuncios públicos posteriores del alto clero de que las excarcelaciones se extenderían a todos los prisioneros políticos que no estuvieran involucrados en hechos de sangre.



Significativamente, mientras ha incumplido sus promesas al Cardenal con relación a los prisioneros de la Primavera Negra que no desean emigrar, el régimen ha excarcelado-desterrado más de una decena de prisioneros políticos vinculados a actividades de carácter violento.



Curiosamente, la cifra total de los que han tomado la vía del destierro, (incluyendo los pacíficos y los relacionados con hechos violentos), ronda en estos momentos los 52, la misma cifra que debería haber sido si se hubiera excarcelado a todos los prisioneros de la Primavera Negra: evidente intento diversionista por parte del neocastrismo, con la intención de confundir a la opinión pública internacional.



El Cardenal habanero ha señalado últimamente, varias veces:



“Repito lo mismo que he dicho desde hace meses, que hay una promesa formal de dejar a los presos todos en libertad hasta el (último) del grupo de los 52. Ya salió uno que se queda en Cuba y espero que salgan los demás”.



Las Damas de Blanco, naturalmente, mantienen vivas sus esperanzas, aunque solo sea porque no tienen una opción mejor.



¿Hasta cuándo habrá que esperar para que se cumpla la “promesa” del régimen? ¿Hasta cuándo se mantendrá la “tortura sicológica” denunciada por Las Damas de Blanco, al demorar indefinidamente y sin explicaciones la excarcelación de aquellos que no desean ser desterrados?



¿Y que deberá hacerse si se llega a la convicción de que tal promesa no tienes visos reales de concretarse en un plazo relativamente breve?



¿Deberá darse al gobierno raulista un cheque en blanco sin fecha de vencimiento para que cumpla los compromisos que estableció, que además deberían ser una obligación moral para cualquier gobierno decente en el mundo?



Esta sigue siendo una asignatura pendiente.



El anuncio del Cardenal de La Habana Jaime Ortega de que celebraría una misa de Navidad en la prisión habanera Combinado del Este fue visto positivamente por familiares de los presos políticos y muchos cubanos, al considerarlo como símbolo de compromiso del prelado hacia los prisioneros, aunque el propio Ortega señaló, dándole un enfoque diferente a ese gesto, que todos los años ofrece una misa en alguna prisión.



Sin dudas, tal misa de Navidad es una actividad pastoral positiva del arzobispo, pero resultó insuficiente, teniendo en cuenta que el régimen dejó pasar la ocasión de la festividad cristiana, (anhelada por los familiares de los presos de conciencia para reunirse con ellos), sin cumplir el compromiso de su liberación hecho a mediados de año.



Los disidentes



Por otro lado, las revelaciones de Wikileaks que se están publicando en la prensa mundial desde noviembre aportaron otros elementos al análisis, que son, sin dudas, fundamentales.



Nuestro criterio sobre las Wiki-boberías nunca se basó en lo que pudieran decir los cables filtrados, sino en todos los análisis pedestres y todas las superficialidades que comenzaron a proliferar de inmediato, y el anti-americanismo desenfrenado con que comenzaba la fiesta.



Ya “Cubadebate” comenzó a publicar “cablegates” sobre el tema cubano, con traducciones y comentarios sobre las filtraciones de cables que refuerzan su política de enfrentamiento con los Estados Unidos.



Sin embargo, se está comprobando que no publica aquellos documentos –que son los más- donde la imagen del régimen o del Comandante no les resulte agradable.



La supuesta “objetividad” de la prensa castrista es siempre una mezcla de verdades parciales y estulticia.



Y hablamos de Wiki-boberías no solo pensando en esos supuestos “periodistas” que siempre conocen las respuestas antes de que se formulen las preguntas: Fidel Castro, Hugo Chávez y Evo Morales comenzaron alabando las filtraciones de Wikileaks, para posteriormente maldecirlas cuando salieron a la luz detalles sobre sus dictaduras.



Entre esas revelaciones de Wikileaks con relación a la situación interna de Cuba, están los duros análisis de la sección de intereses de Estados Unidos en La Habana (SINA) sobre los disidentes cubanos.



Comencemos dejando muy en claro que los criterios de los diplomáticos de Estados Unidos en La Habana no deben ser tomados necesariamente como absolutamente certeros e inapelables: al fin y al cabo, es la percepción de ellos, pero en realidad el problema es de nosotros los cubanos.



Sin embargo, tampoco sería inteligente ignorar esos criterios por completo, porque reflejaron problemas muy reales y puntuales.



El mayor error está en generalizar y ver ese universo como un todo. Si se observa el comportamiento de Cubanálisis-El Think-Tank durante más de cuatro años on-line, se verá que nunca hacemos referencia a “la disidencia”, sino a “los disidentes”, con la clara intención de no ver ese fenómeno como algo monolítico, organizado y bien coordinado, sino como una suma de voluntades y actuaciones dispersas.



En la viña de los disidentes, como en cualquier otra del Señor, y mucho más aún en una viña cubana, hay de todo: desde héroes hasta villanos, desde mártires hasta oportunistas, desde convencidos hasta infiltrados, desde probos hasta inmorales, desde verticales hasta mentirosos, desde valientes hasta miserables.



Como política, siempre hemos actuado, desde los inicios, con las posiciones que hace poco reiteramos al cumplir el cuarto aniversario de Cubanálisis:



Nunca, en ninguna circunstancia, hemos atacado a disidentes dentro de la Isla ni a miembros del exilio por el simple hecho de que expresen posiciones analíticas diferentes a las que mantenemos en Cubanálisis-El Think-Tank, y tampoco lo haremos nunca: para nosotros está claro quién es el verdadero adversario, y no estamos dispuestos a realizarle el trabajo sucio al régimen por ninguna razón.



Además, el hecho de que las percepciones de esas personas sean diferentes a las nuestras no significa que ellos están equivocados: podríamos perfectamente ser nosotros los desacertados, o tal vez ambos estuviéramos errados y hay que seguir buscando la verdad.



Y así seguiremos actuando.



Las pequeñas o grandes miserias humanas que hayan salido a flote a través de los Wiki-chismes no son de nuestra incumbencia en lo que se refiere al plano personal tratándose de actores cubanos en el escenario político nacional, y consideramos que corresponde a los propios disidentes evaluar las situaciones existentes y actuar a la altura de las circunstancias, y cuanto antes lo hagan, y con más transparencia, mejor, pues no deben perder de vista ni la real razón en Cuba para disentir, ni quién es el verdadero adversario.



Lamentablemente, a algunos de esos disidentes no se les ocurrió recientemente nada más irracional para limar las diferencias que liarse a golpes en plena calle en el parque de Calzada y K, en El Vedado, frente a la Sección de Intereses de Estados Unidos, y a la vista de las múltiples cámaras que todos sabemos que tiene instalada la seguridad en esa zona, regalando al régimen excelente material visual para sus intentos de desacreditar a los opositores.



En cierto sentido, la ayuda financiera desde Estados Unidos a los disidentes, que les resulta imprescindible para la supervivencia ante el acoso del aparato represivo de un estado totalitario, que igual los encarcela, los apalea o les deja sin trabajo y posibilidades de ganarse la vida desde el primer instante en que disienten, ha sido una manzana de la discordia en este proceso.



En ese contexto, las tentaciones humanas han jugado su papel negativo: han surgido choques alrededor del tema de la administración y distribución del dinero, a la vez que, lamentablemente, ha habido comportamientos despreciables, y hasta delictivos, en este acápite.



Sin embargo, esto no tiene que verse como maldición bíblica ni algo inconmovible, ni puede pretenderse esconder el polvo bajo la alfombra para dar la cara a la visita, como mismo hace el régimen con sus errores.



Ni creer que no es tan importante el tema y que hay asuntos más trascendentes que atender.



Es un gran lastre moral que mientras más tiempo tarde en resolverse más daño hará a los disidentes, que si no son capaces de demostrar públicamente su propia capacidad para solucionar este problema no podrán convencer a nadie de que son realmente capaces de contribuir a resolver los del país.



Lamentablemente, es cierto que los disidentes, esos mismos que han cumplido o actualmente cumplen prisión en las ergástulas castristas por su actitud contestataria, y los que están en la prisión mayor que se llama República de Cuba, muchas veces han carecido de programas coherentes y unitarios, así como de la capacidad de movilizar a la población alrededor de sus proyectos: lo que, en otras palabras, se llama liderazgo.



En una realidad que genera tantas tensiones como la situación socio-económica actual del país y la creación masiva y acelerada de un ejército industrial de reserva, bajo el disfraz de “reordenamiento laboral”, no se ha sentido suficientemente la voz de los disidentes.



Ni se han visto acciones concretas alrededor de este tema, mientras, lamentablemente, en ese mismo tiempo, hemos conocido rencillas internas, luchas fraticidas, oportunidades desperdiciadas, y acusaciones constantes a la culpa de los otros, sin avanzar para nada en lo que deberían ser los verdaderos objetivos.



La proliferación de denuncias sobre las arbitrariedades del régimen contribuye a desnudarlo, pero no pasa de ahí.



La multiplicación de organizaciones de un puñado de personas, y de programas dispersos, que para nada facilitan la unidad de propósitos, o el inicio de huelgas de hambre casi por cualquier motivo –y que casi siempre terminan sin penas ni glorias- no contribuyen a cambiar la realidad.



No podemos olvidar que basta un puñado de oficiales de la seguridad y varios autos de la policía, un poder judicial completamente plegado a la dictadura, un par de turbas del llamado pueblo enardecido, y un manejo relativamente sencillo de la prensa y el silencio oficial, para neutralizar o aniquilar la actividad contestataria que se realiza en tan precarias y desorganizadas condiciones.



Los diplomáticos de la sección de intereses de Estados Unidos en La Habana llegaron a la conclusión de que los disidentes cubanos incidían demasiado poco en los destinos de nuestro país, y que no habían sido capaces de asumir el liderazgo requerido para constituir una verdadera alternativa democrática para los cubanos.



Acertados o no, esos diplomáticos tienen todo su derecho a arribar, aunque no nos guste, a las conclusiones que consideren procedentes: esa es su tarea.



Y la respuesta a esta situación por parte de los disidentes no puede ser acusar al mensajero y exigir su cabeza, ni estridentes polémicas o parapetarse en sus barricadas, sino acciones específicas y concretas capaces de demostrar su liderazgo.



Mientras tanto, el peso de esas evaluaciones inconvenientes será una pesada carga en las espaldas de los disidentes, con absoluta independencia de todos los valores morales, valentía y actuación personal de una gran parte de ellos.



Mientras esas realidades no cambien, se manejará con fuerza en muchas partes –y no solo en las oficinas de la SINA en La Habana- el criterio de que el escenario más probable sería el de una eventual transición a la democracia en Cuba encabezada por actuales funcionarios medios del régimen –con toda la truculencia e imperfecciones que ello conlleva- quedando los disidentes solamente como espectadores, a no ser que en un momento fueran incluidos con carácter protocolar y para guardar las formas.



Duro y triste es tener que decirlo, pero así es como vemos que se perfila este escenario.



Los exiliados



Por su parte, la situación del exilio cubano tampoco es demasiado halagüeña en lo que a protagonismo se refiere.



Si se observa cuidadosamente, se puede ver que ni el gobierno totalitario de Cuba, ni Estados Unidos, ni la Unión Europea, por diferentes razones cada uno, vislumbra un papel protagónico para “el exilio” en una eventual transición a la democracia en Cuba, más allá de contribuir en el aspecto monetario con el sostenimiento y apoyo de sus familiares en la Isla, especialmente en esta etapa crítica de reformas económicas.



No se trata de una deficiencia del exilio, sino del carácter intrínseco de todo exilio, mucho más de uno prolongado, que alejado de su tierra y enfrentado a la diaria necesidad de sobrevivir en condiciones difíciles, va perdiendo poco a poco la fuerza y la capacidad de incidir en los destinos inmediatos del país.



A ello hay que sumar la división del exilio y el desgaste que produce concentrarse en tareas y acciones de utilidad muy relativa, como destruir a pura mandarria discos de artistas que decidieron presentarse en Cuba o de los que residen en Cuba que actúan en Estados Unidos, así como enfermar de protagonismo, o dedicar energías sin descanso a la paranoica tarea de localizar y denunciar eventuales “infiltrados” o ver macabros planes de espionaje castrista en todas partes.



Desde el exilio, a la distancia se le suma el tiempo: la sublimación de la Cuba que dejamos no deja ver la verdadera, que tampoco tiene que ser la que cuenta la prensa oficial: ni se cumplen en el país los planes del régimen, ni es la Kampuchea de Pol Pot. Habrá presiones para desfilar en la Plaza de la Revolución, pero no se puede llevar obligados a cientos de miles de cubanos a ningún lugar, ni siquiera al paraíso.



En el “exilio”, ese concepto tan genérico como difuso donde cabemos todos, no hay términos medios, como tampoco en Cuba. Los duros tienen que serlo cada vez más, allá o acá, no importa el tema ni las circunstancias.



Hay que rechazar siempre lo que no surja de ellos mismos, por una razón u otra, pues cualquier otro enfoque resulta sospechoso: todavía no está demasiado claro sospechoso de qué, pero de todas maneras sospechoso.



En Estados Unidos la dureza exiliar es geográfica: tiende al sur de Florida, con la única excepción de New Jersey, que confirma la regla. Los duros llegaron antes y establecieron las reglas.



Los hay por convicción, y con historia real; y también hay duros profesionales, que viven de serlo.



Y además hay oportunistas y demagogos, cuya dureza es inversamente proporcional a su historia.



Fácil identificarles: basta con dos minutos de sus continuos “análisis”, epítetos y descalificaciones, para saber que estamos ante tartufos. Es más cómodo insultar a gritos que razonar y argumentar, cuando no hay siquiera ortografía o gramática para escribir aceptablemente.



Y siempre se pueden lanzar arengas de barricada para un auditorio deseoso, habituado, o hasta desesperado, por escucharlas.



La alternativa absoluta está representada en el otro extremo del exilio: los que siguen la línea oficialista del PCC.



Este verdadero “grupúsculo” utiliza el mismo lenguaje de La Habana, y aunque emite criterios ocasionales relativamente serios, su rasgo característico es el de planteamientos insensatos carcomidos por odio y frustración, y discursos incapaces de pronunciar una frase sobre Miami sin las palabras “mafia” o “mercenarios”.



Se trata de “personajillos” que aburren con una gritería similar a la de allá, pero mucho menos justificable, pues ni están en el poder ni nadie los quiere en él.



Enfrentan a los duros no tanto por convicción sino por ser esa su tarea; no son una verdadera alternativa, y en realidad pesan muy poco, por inconsecuentes. A veces ni saben ocultar mezquinos intereses económicos.



Son los que quieren ganarse a los relevos generacionales del exilio con un concepto más vulgar que el que ofrecía La Habana a esos que se aburrieron y se fueron.



Otros cubanos creen que el exilio moderado implica moverse al norte, Washington-New York básicamente, y en general los estados del norte y quizás el oeste: dejan Miami solo para la visita y la nostalgia por el congrí, el lechón asado, los pastelitos de guayaba y los tamales.



En otros países, y muchas otras ciudades de Estados Unidos, el tema Cuba no es preponderante ni único, ni impera en los medios: debe compartir espacios con informaciones disímiles y antagónicas, desde estratégicas sobre temas de política internacional hasta tonterías sobre personajes de la farándula, todo un mosaico de criterios sobre muchos temas, que no se limita al estrecho espacio entre Miami y La Habana.



Lo más complejo y complicado en el caso de muchos grupos del exilio cubano, sean moderados o duros, más allá de la respuesta pre-condicionada y emocional, es que la gasolina alcanza solamente para evaluar la realidad desde sus percepciones, pero no para diseñar sólidos programas alternativos con soluciones realistas a la gran crisis nacional.



Actúan retroactivamente, responden mucho más rápida y consistentemente que los disidentes dentro del país, pero también generan muy poca novedad en lo que se refiere a programas alternativos responsables y factibles.



El mero hecho de moderarse o endurecerse en el exilio no basta para incidir con alternativas viables, a pesar del marcado contraste entre ambos enfoques.



En realidad, ¿qué significa ser moderado o duro en el “exilio” cubano?



¿No apoyar la absoluta degollina post-castrista sin reconciliación posible? ¿creer que la devolución de propiedades confiscadas no es lo más urgente? ¿aceptar una variante de modelo chino como alternativa inmediata? ¿creer que un diálogo sin condiciones resolvería el drama nacional? ¿defender las posiciones de La Habana?



Exigir que los exiliados no necesiten visas y permisos especiales para visitar Cuba, o que los que viven en la Isla no requieran permiso de salida para viajar al exterior, ¿es asunto de duros o de moderados?



Reconocer que el embargo no funciona es casi siempre de moderados; sin embargo, plantear que su levantamiento no se debe regalar al régimen a cambio de nada ¿crea duros automáticamente?



Más allá de pretender una Cuba que valga la pena vivir, muchas veces los límites programáticos son muy difusos y los conceptos demasiado débiles: democracia y Estado de Derecho, sí, pero excluyendo sin embargo a una parte de la sociedad por razones de ideología o militancia, o acaso plantear que aquí no ha pasado nada y que siga la fiesta. ¿Cuál es el verdadero balance?



“Nada con los Castro” es casi lo mismo que “Socialismo o Muerte”, aunque sea de signo contrario: en ambos casos la exclusión es absoluta, sin espacio de ningún tipo para opciones.



Todo o nada, razonan los guardianes de textos sagrados. Pero como es muy difícil definir concretamente el todo, y mucho más poder alcanzarlo, muchas veces tienen que aferrarse a la nada.



Prisioneros del status quo a ambos lados del Estrecho de la Florida, sin propuestas concretas, -muchos exiliados ni siquiera saben que existen “Lineamientos Económicos” o proyectos medianamente coherentes- creerse dueños de la razón, allá o acá, es imprescindible, pues aunque no se resuelva nada es posible sentirse mejor creyéndose verticales.



Resulta muy significativo, aunque no parece haber recibido la atención que merece, el hecho de que Emilio y Gloria Estefan, a título personal y sin representar a ningún tipo de organización del exilio, hace unos meses hayan demostrado sorprendente capacidad de movilización en pocos días para llenar la Calle Ocho en apoyo a Las Damas de Blanco en Cuba, algo que muchas organizaciones veteranas del exilio no lograron, o dejaron pasar la oportunidad de liderazgo que necesitaban.



No es que los Estefan lo hayan hecho con intención de desacreditar al exilio ni mucho menos, pero junto a celebrar el éxito de aquella acción en solidaridad con Las Damas en Cuba, no se puede ocultar que en aquella ocasión también se hizo evidente la realidad contrastante de la carencia de liderazgo de muchas organizaciones del exilio.



A MANERA DE RESUMEN



No es necesario hacer conclusiones detalladas y específicas al llegar al final de este análisis conjunto en tres partes: han ido apareciendo a lo largo de los argumentos y descripciones.



Mientras que a determinados “iluminados” sobre el tema Cuba les ha bastado con decir que nada de lo que proyecta el régimen funcionará, en Cubanálisis-El Think-Tank hemos dedicado muchas horas de estudio y alrededor de unas 45 páginas de texto, con un total de más de 16,500 palabras (por regla general, los artículos de “opinión” se mueven alrededor de las 750 palabras) para intentar abordar con seriedad y hacerle llegar a los lectores nuestra percepción sobre lo que está sucediendo en Cuba en estos momentos, así como tratar de desentrañar y descifrar los escenarios que puedan derivarse de esas situaciones.



¿Será que escribimos demasiado, o es que realmente tratamos de definir en serio el genoma del neocastrismo, tras descifrar su ADN?



Porque cuando todavía no se habla sobre “neocastrismo” en la prensa internacional, como cuando tampoco se pronosticaba el retorno del Comandante de la Revolución Ramiro Valdés al poder (quien acaba de recibir un poco más como regalo de Reyes), ni se valoraba el papel estratégico del petróleo submarino en el Golfo de México, o la imposibilidad del regreso de Fidel Castro al poder, se trata de temas comunes y continuos en los análisis de Cubanálisis-El Think-Tank.



Sobre la problemática cubana se han pronunciado miles de voces y se han escrito publicaciones de todo tipo en todo el mundo, desde criterios muy serios hasta soberanas tonterías, desde opiniones muy profesionalmente fundamentadas hasta rabiosos rugidos de la ultra-izquierda o la ultra-derecha enfermas de frustraciones y odio, pasando por la izquierda-caviar europea y latinoamericana y los liberales norteamericanos, que desean para los cubanos lo que ninguno aceptaría como condiciones para vivir ellos mismos ni sus familiares.



Como siempre, será la realidad y el desarrollo de los acontecimientos lo que permita constatar hasta dónde logra llegar el régimen con sus reformas y en qué se queda corto, si consigue detener a tiempo la explosión de la olla y encontrar respiro para la gerontocracia, o si lamentablemente las cosas se complican de manera tal que deviene en una crisis violenta y sangrienta, o cualquiera de los escenarios posibles entre esos dos extremos.



Se trata de algo que comienza ahora y sobre lo que habrá que regresar reiteradamente en los próximos tiempos para analizar el comportamiento de esa realidad, y podremos ver hasta dónde los análisis críticos sobre el proyecto totalitario neocastrista llamado de “actualización del modelo socialista” han sido realmente sólidos o simple “wishful thinking” o, para decirlo en español, expresión de deseos, o hacerse ilusiones.



No reclamamos para Cubanálisis-El Think-Tank certeza absoluta de precisión y exactitud de los escenarios que hemos delineado, y dejamos abierta, como siempre, la invitación a expresarse sobre este tema en nuestras páginas a todos quienes deseen hacerlo dentro de los márgenes de respeto y profesionalismo que es el standard de nuestra web, vivan en Cuba o en el extranjero.



Mientras tanto, en Cubanálisis-El Think-Tank podemos sentirnos razonablemente satisfechos mientras seguimos estableciendo la diferencia entre reproducir noticias y analizar información.


glezbo
Miembro Especial

Cantidad de mensajes : 1705
Edad : 56
Localización : Miami, Florida, USA
Hobbies : everything related to the big blue sea
Valoración de Comentarios : 857
Puntos : 3159
Fecha de inscripción : 05/12/2008

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: CUBA: ESCENARIOS PARA EL AÑO DEL GATO, CON UN GATO OBLIGADO A CAZAR RATONES.

Mensaje por El tuerto el Miér Ene 12, 2011 11:11 pm

Gracias,Bro Don Glezbo,.. Hijo,.por compartir,.he leido y releido esta ultima parte,.y claro al no ser ni pertenecer a ningun Think-Tank,..por mas que leo y releo,.siento al final un sabor amargo,..pues en definitiva no logro,entre otras cosas,.. captar el "mensaje",.estoy de acuerdo en mucho de lo que dicen,..pero igual sigo encontrando,.ese limbo,..donde las Ideas,.revolotean,.pero no llegan a crisolisarse,..y al final no encuentro posibles "soluciones",..por ejemplo,..:

"“Nada con los Castro” es casi lo mismo que “Socialismo o Muerte”, aunque sea de signo contrario: en ambos casos la exclusión es absoluta, sin espacio de ningún tipo para opciones."

Estoy de acuerdo con la afirmacion,.."en ambos casos la exclusion es absoluta",..Exclusion es eso,.Exclusion,.y cuando se Excluye,.por Ideas,por Color de Piel,.por Sexo,...por Orientacion Sexual,..Incluso cuando se Excluye a Los Asesinos,..Es hacer acepsion de personas,.es Discriminar,.es Prejusgar,...Pero...Eso lo se,..Pero entonces,.[Y he aqui,.donde se traba la "catalina" de la Bicicleta,..]Que se puede hacer,..?O mejor dicho,..Que pueden hacer Los Cubanos de La Isla,.ante "escenarios" tan sombrios,.que le depara,.el presente y futuro cercano,.?
---Para ser aparentementes "razonables",...ante los que los han expoleado por años y generaciones,..deben creerles ante esta nueva Mentira,.?..Para no ser Excluyentes,..deben permitirse,.seguir viviendo,bajo las "dadivas",.que Los Esclavistas le brindan ahora,..con esta falsa "apertura"?
Quisiera y lo pido con todo pudor,.que Alguien me explicara,..como se le puede pedir,.a Los Cubanos de La Isla,.que Crean,.en los que sistematicamente y durante mas de 50 años,..Los han engañado...a la par de Esclavisarlos y Empobrecerlos,..Amen de haberlos Despojado de Todos Sus Derechos,..Como Seres Humanos?
No pido saber como Explicarselo al Exilio,..de hecho,.con toda la duresa sentimental,..y material,..que resulta vivir Exilado,...en Todos los sentidos,.se vive mejor que alla,...
Solo pido saber,..Como,..y a partir de este Estudio,..uno se atreveria a decirle a Los Cubanos de alla,.que "No sean Excluyentes",..con los castro y cohorte de seguidores,..y engañados,...Para de esa "forma",...evitar "Males Mayores"?
Solo quisiera saber,.si resulta Digno,.pedirles a los que Alla estan,..pero en un Idioma Cubano Popular,..."Na',.Chico,...aguanten un ratico mas,...tu veras,.que esta gente al ...final...son buenos"...?
Donde,... me pregunto y repregunto y vuelvo a preguntar,.Donde,..Cuando,..Como,..Realiso o ha tenido o ha observado esa bastarda dizque "revolucion",...Un Acto de Piedad,.para con Nosotros Los Cubanos,..[Nos conformamos con saber de solo Uno,.UNO,..que no haya traido como cola,..como colofon,.un mal,.y en repetidas ocaciones y ejemplos,..Males Mayores,..]..?
Despues de leer y releer,este magistral Estudio,.y aun sintiendo ese amargo sabor,.que deja el descontento con uno mismo,.de no tener acceso a esa Esclarecedora Idea,..que pudiera funcionar de forma aglutinante,....y no sabiendome un ejemplo de nada,..solo me queda aceptar, la Decision de El Pueblo Cubano Esclavo,..sea cual fuere,...pero No puedo prestarme,.para decirles ni a mi Familia,.ni a Mis Amigos..ni a un Desconocido,..Que crean en esta otra Mentira,..O que sean "Incluyentes",.con los que por Medio Siglo,.no lo han sido con Ellos,..No Puedo,..Eso seria congraciarme con Los Explotadores,..Eso seria Mentirle Descaradamente a ...Los Mios,..Al Contrario,..Decirles Quiero,.para que Equivocarse No Vayan,.,,que a estos Cabronazos,.Como unico se los quitan de arriba,.es Enfrentandolos,..aunque Ellos No quieran,..Sin esperar por Nadie,..Por Nadie,..El DIA que Quieran ,..SER LIBRES,..Esta Esperando Por Ustedes,..Pues Solo Ustedes,...Los que lo Sufren de forma mas cercana,..Deben de Aspirar a Ser Libres,.o a seguir Esclavos,..Unos haran lo mismo que hice y que muchos hemos hecho,..y sera una decision respetable,..Pirarse,Escapar,Emigrar,..Exilarse,..Pero los que alla queden,.solo tienen Dos Opciones,...Ser Esclavos,.Liberados para Trabajar,..pero igualmente Explotados,.o mas,..O Ser Hombres Libres,..para Trabajar por un Pais Incluyente,Donde Los Trabajadores sean Respetados y Protegidos,..Con Iguales Derechos,..La Decision,.la Respetare mientras viva,.al final ellos viven Alla,..Yo estoy fuera,.mal que bien sobrevivo,..Y Donde Vivo,.Nadie,...NADIE[Que conste,.porque consta,.]se va a reunir en Grupos para ir a LIBERARLOS,...Eso es un Cuento,.Un Cuentaso,..[Incluso se sospecha que es parte de la BURLA,.Aqui estamos ATADOS en esa Materia,.y el que se atreva,.pal Tanque,..]Tampoco tengo madera de heroe,.asi que Cuando quieran quitarse de arriba a estos Tiranos Trujanos,...Ya saben,Lo que tienen que Hacer,.No Esperar por Nadie,.....POR NADIE,..QUE NADIE VA A HACER NADA,..POR LIBERARLOS DE ESTE YUGO OPRESOR,..COMPROBADO ESTA,..
Saludos y Respetos a Todos,.el tuerto.









El tuerto
MIEMBRO DE HONOR SC
MIEMBRO DE HONOR SC

Cantidad de mensajes : 7114
Edad : 57
Localización : Miami
Hobbies : Cumplir la norma de aplaudir a los farsantes,..dizque anticastristas,..
Valoración de Comentarios : 2154
Puntos : 6967
Fecha de inscripción : 05/02/2007

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: CUBA: ESCENARIOS PARA EL AÑO DEL GATO, CON UN GATO OBLIGADO A CAZAR RATONES.

Mensaje por Contenido patrocinado Hoy a las 8:42 am


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.