Secretos de Cuba
Bienvenido[a] visitante al foro Secretos de Cuba. Para escribir un mensaje hay que registrarse, asi evitamos que se nos llene el foro de spam. Pero si no quieres registrarte puedes continuar y leer toda la informacion contenida en el foro.
Conectarse

Recuperar mi contraseña

Facebook
Anuncios
¿Quién está en línea?
En total hay 40 usuarios en línea: 0 Registrados, 0 Ocultos y 40 Invitados :: 1 Motor de búsqueda

Ninguno

[ Ver toda la lista ]


La mayor cantidad de usuarios en línea fue 1247 el Jue Sep 13, 2007 8:43 pm.
Buscar
 
 

Resultados por:
 

 


Rechercher Búsqueda avanzada

Sondeo

Respecto a la normalización de relaciones o el intercambio de presos realizado el miércoles como parte del acuerdo entre Cuba y EEUU

54% 54% [ 42 ]
42% 42% [ 33 ]
4% 4% [ 3 ]

Votos Totales : 78

Secretos de Cuba en Twitter

Las vacaciones de Fidel Castro en Isla de Pinos

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Las vacaciones de Fidel Castro en Isla de Pinos

Mensaje por cardenense el Vie Mar 02, 2007 11:31 pm

Sigo con otro capitulo del libro "La vida inutil de un periodista" de Antonio Llano Montes.
------------------------------------------------------------------
LAS VACACIONES DE CASTRO EN EL PRESIDIO MODELO DE ISLA DE PINOS

No es exagerado decir, porque lo conozco todo de primera mano, que Fidel Castro fue un turista en Isla de Pinos. Pocos presos politicos en el mundo han tenido el privilegio de vivir como vivia el en su celda de ese centro carcelario: television, cocina para hacer cafe, una cantina enviada directamente y a diario de la casa de Montane Oropesa, su compañero de aventuras, cuya familia vivia en Isla de Pinos; salidas al cine cada sabado acompañado por el Tte. Montesinos; que cumplia ordenes del Comandante Juan Capote Fiallo, Director del Presidio y Jefe del Escuadron de la Guardia Rural de ese municipio.

Como los lectores podran ver en otras paginas de este libro, yo era un pinero "Honoris Causa", pues tuve alli una finca con una casa que no tenia nada que envidiar a las casas de la Habana. Goyo Hernandez, que tenia mucha tierra en la isla me regalo 10 acres en la carretera a Santa Barbara. Una de mis primeras amistades fue el Comandante Capote Fiallo, con quien salia a cazar codornices, y nos acompañaba su hijo Juanito.

Capote Fiallo era un hombre bueno, buen padre, buen hijo, buen hermano. Yo, siendo un miembro del partido autentico, el opositor a Batista, y amigo personal de Fidel Castro, no tenia a menos proclamar mi amistad con el. Y debido a esa amistad Fidel vivio como un sultan de la India en esa carcel, asi como su hermano y Juan Almeida, el unico negro que militaba en ese entonces en las filas revolucionarias de Castro.

Un dia en Nueva Gerona me encontre con Capote Fiallo en la ferreteria de Campos y le pedi que me dejara ver a Fidel, pues yo era su amigo de la Universidad. Capote me dijo que fuera al dia siguiente y asi lo hice. Estabamos en su oficina cuando dio ordenes al Jefe de Orden Interior, Perico Rodriguez, que fuera a la celda de Fidel Castro y lo trajera a donde estabamos nosotros. Al llegar Fidel lo menos que esperaba era que yo estuviera alli con Capote, me dio un abrazo y le dije:
Fidel, yo le pedi a Capote que me dejara verte y aqui estoy gracias a su bondad.

Capote lo invito a sentarse en su sillon del escritorio y nos dejo solos, pues el tenia que ocuparse de otras cosas. Solamente habia una escolta a una distancia prudente. Hablamos durante una hora y media y al cabo de ese tiempo aparecio Capote y le dijo:
Fidel, les van a traer el almuerzo de mi casa, lo puedes comer con confianza.
A los pocos minutos llego el asistente de Capote con varias bandejas con frijoles colorados, arroz, carne con papas, postre y una cerveza para cada uno. Capote cogio un tenedor en sus manos y le dijo a Castro: ¿de que parte de la comida quieres que yo coma?, y las probo todas. "Esto es para que no creas que te quieren envenenar, si quieres puedes cambiar tus platos con los de LLano".
La comida estaba exquisita y de postre habia coco rallado con queso. Cuando terminamos de comer Capote saco unos tabacos H. Hupmann y se la dio a Fidel diciendole "esto es para que tengas buenos tabacos en la celda".
La sobremesa duro mas de una hora; despues llego el Jefe de Orden Interior y dijo que la visita habia terminado y se llevo a Fidel. Yo me quede con Capote y le pedi que le dejara tener un televisor y una cocina en la celda para que estuviera mas comodo, Capote me prometio que le iba a dar todas las facilidades para que se sintiera bien.

Yo regrese a la Habana al dia siguiente, y cuando volvi al cabo de un mes pude conocer que a Capote se le habia ido la mano con lo de Fidel, pues no solo le habia puesto television en la celda a el, a su hermano Raul y a Juan Almeida, sino que le permitio ir el sabado al cine como ya he contado.
Pero ahi no terminaron los privilegios, tambien le permitio realizar encuentros con algunas amigas que ivan a verlo al presidio, en la casa conyugal, donde pasaban hasta ocho horas.
Un dia Batista fue a Isla de Pinos y se disponia a visitar el presidio y las ultimas instalaciones que habian incorporado al penal. Capote fue personalmente a ver a fidel Castro a su celda y le pidio de favor que cuando Batista entrara en la circular no lo hicieran quedar mal tocando las rejas con los jarros de metal, cosa que es costumbre en todas las carceles del mundo. Fidel le dio su palabra de que no iba a haber ningun incidente, que se quedara tranquilo. Y Capote se fue confiado.
Al filo del medidodia llego Batista al presidio y despues de ver los campos de cultivo y los aserraderos de marmol (donde Fidel y sus compañeros nunca trabajaron) se encamino a las circulares.
La primera que visito fue la circular No. 1, donde estaban Fidel y sus amigos del 26 de Julio.
Tan pronto entraron Batista y su comitiva, entre los cuales iba el ministro de Gobernacion, Ramon Hermida, el ministro de Salubridad, Salas Amaro, sus ayudantes y varios coroneles, se oyo una voz que gritaba:

!Batista, negro, hijo de p..! y comenzaron a sonar los jarros contra las rejas y continuaron los improperios.

Lo que ocurrio despues lo supe por boca del Jefe del Orden Interior, Perico Rodriguez, que habia ido con Capote a la celda de Castro.
Me conto que Capote le dijo: Tu lo que eres un cobarde sin palabra, y de hombre a hombre te reto para que salgas atras del Presidio y con una pistola que te voy a dar; te voy a demostrar que tu eres un cobarde y un mari....

Comandante, le respondio Fidel, yo no he sido el que armo la protesta, fue mi hermano Raul, a pesar de que yo le habia pedido que no lo hiciera, porque nosotros disfrutamos privilegios especiales y yo tenia que cumplir la promesa que le hice.
El Comandante Capote, furioso y descompuesto, abandono la Circular gritandoles, "ustedes son unos cobardes que solo saben matar a infelices enfermos en los hospitales".

Que yo sepa no tomo ninguna represalia, y la cantina de la casa de Montane Oropesa les siguio llegando todos los dias.
__________________________________________________________

(continuara con el fusilamiento de Capote al triunfo de la revolucion)

cardenense
Fundador

Cantidad de mensajes : 3964
Valoración de Comentarios : 153
Puntos : 263
Fecha de inscripción : 14/09/2006

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.