Compartir este Tema o Noticia en tu Facebook o Twitter
Conectarse

Recuperar mi contraseña

¿Quién está en línea?
En total hay 56 usuarios en línea: 0 Registrados, 0 Ocultos y 56 Invitados :: 2 Motores de búsqueda

Ninguno

[ Ver toda la lista ]


La mayor cantidad de usuarios en línea fue 1247 el Jue Sep 13, 2007 7:43 pm.
Buscar
 
 

Resultados por:
 


Rechercher Búsqueda avanzada

Anuncios
Navegacion
 
 
 
Educacion y Salud Publica en Cuba
Temas dedicados a la educacion y salud cubana.
Noticias, Anecdotas, Fotos, Comentarios, Etc..
 
Ubicacion de unidades militares, Fotos de satelite, Etc...
 
Carceles de Cuba
Ubicación e información de carceles cubanas.
 
 
 Documentales, Audios y Videos
Todo en version de video y audio.
 
Anuncios
Sondeo

¿QUE REPRESENTO PARA CUBA EL GOLPE DE ESTADO DEL 10 DE MARZO DE 1952?

22% 22% [ 22 ]
18% 18% [ 18 ]
13% 13% [ 13 ]
10% 10% [ 10 ]
9% 9% [ 9 ]
11% 11% [ 11 ]
5% 5% [ 5 ]
9% 9% [ 9 ]
5% 5% [ 5 ]

Votos Totales : 102

Secretos de Cuba en Twitter
Facebook
Stats


Otras Paginas

CARTA ABIERTA A JULIA OSENDI

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

CARTA ABIERTA A JULIA OSENDI

Mensaje por machete2007 el Jue Sep 17, 2009 8:43 pm

[b]¿QUÉ OCURRIÓ CON EL JONRÓN DECISIVO DE KENDRY MORALES?[/b]
[b](Carta abierta a la comentarista deportiva Julia Osendi)[/b]











[b]Ciego de Ávila, 13 de septiembre de 2009[/b]









Estimada Julia:





Su rememoración en el espacio deportivo del Noticiero del Mediodía —este 9 de septiembre— de aquel partido histórico frente a Brasil en el Mundial de Beisbol del 2003, contado todo con la clarísima intención de que el héroe real del juego resultara ignorado, que aquel jonrón decisivo en el noveno inning con Yulieski en tercera y a punto de irnos por primera vez sin medallas en un evento de esa alcurnia, desapareciera, sencillamente me ha indignado.



Es que las grandes consignas necesitan inevitablemente expresarse en la práctica cotidiana o se hacen retórica. ¿Se cumple así, en esa versión suya de uno de los momentos más emocionantes de nuestro beisbol, con el “no mentir jamás” contenido en el concepto de Revolución dado por Fidel? ¿Es que alguien cree todavía a estas alturas que ese “ocultar” al traidor hace bien al prestigio del país, a la ética del periodismo, que así se realiza trabajo político ideológico, así se ganan las batallas de las ideas, así se educa a un pueblo? No sé qué habrán pensado los miles de cubanos que saben la historia verdadera, que la vivieron, cuando vieron en sus televisores únicamente el batazo de Yulieski, y la oyeron a usted decir que los héroes de ese juego fueron Michel Enríquez, Odelín y Yulieski Gourriel. No lo sé, sí, pero lo imagino, y usted, estoy seguro, también lo puede imaginar porque conoce bien a nuestro pueblo y su sentido de la justicia. ¿Es que se puede adulterar impunemente la verdad ante una cámara de TV sin que ocurra nada, sin sonrojarnos?



Me pregunto y le pregunto además: ¿Existe algún principio revolucionario que pueda sustentar esa manipulación? ¿No es eso un fraude tan fraude como otro, o peor? ¿Es ese el modo como el periodismo deportivo responde a la necesidad imperiosa de asumir nuestra historia con sus luces y sombras?



¿Ha escuchado usted alguna vez esta frase: “Se ha de vivir y morir abrazado a la verdad”? Pertenece a Martí. Hay decenas de sentencias martianas sobre la verdad y no es casual ello. ¿Somos fieles a una revolución martiana, dignos de ella, cuando nos falta el valor para aceptar las cosas como fueron, o permitimos, con el silencio, que otros quieran acomodar la historia a sus deseos? ¿Es que creemos que nos hace fuertes y no débiles la falta de valor para contar siempre los hechos apegados a la estricta verdad? ¿Necesita un pueblo tan valiente tergiversar, ocultar hechos y nombres, no de un gran suceso histórico, político, sino ya de un simple partido de beisbol?



¿Ha pensado usted lo que sucedería si algún día nos diera por borrar de las acciones mambisas del 68 y el 95 a todos aquellos generales que fueron héroes con el machete y después en la República no estuvieron a la altura de su propio historial?



Creo que el periodismo deportivo cubano tiene todo el derecho a no hacer un “Confesiones de grandes” con Kendry Morales, ni dedicarle un documental o el nombre de una peña deportiva. Bien, eso puede defenderse, argumentarse. Que no se quiere repetir epítetos de aquella jornada, se quiere evitar el elogio, nada de “el prometedor jonronero”, nada de “un alumno aventajado de otros grandes como Gourriel y Kindelán”, bien, eso puede comprenderse. Pero, ¿hay algún modo de defender con decoro y ética el acto de contar parcialmente la historia por el simple deseo de no mencionar un nombre que ahora consideramos maldito? ¿Cree usted entonces que los nuevos libros sobre Playa Girón deben excluir la hazaña de un piloto de guerra que años después abandonó el país? ¿Nos da moral un acto así, de abierta desinformación, para criticar después a otros cuando sacan hechos y personajes de su historia para acomodarla a sus propios intereses?



La historia es tozuda, Julia, y los hombres no podemos rescribirla a gusto. Ningún poder puede contra ella. Ahí está aún, en el sitio http://www.granma.cubaweb.cu/eventos/mundial35/not/index.html, y con la firma prestigiosa de su colega Sigfredo Barro, la verdad de esa noche en que media Cuba saltó y aplaudió a su héroe.



[i]Kendry Morales puso a brincar a los miles de espectadores reunidos en el Latinoamericano con el batazo más importante de su vida, un jonronazo a la segunda sección de gradas del jardín derecho, para arruinar el formidable trabajo del derecho Kleber Ojima y meter a Cuba en la semifinal de la XXXV Copa Mundial de Béisbol (…) la garra cubana salió a relucir...¡y de que manera! Con la afición gritando ¡Cuba, Cuba, Cuba!, Yulieski se acordó de sus ilustres ancestros y llegó a tercera con un triple. Era el lanzamiento 120 de Ojima y el prólogo de su revés. Kendry se paró en el plato y después de dos bolas descargó toda su fuerza sobre la Mizuno 150 y la puso a volar como un proyectil. Espectacular encuentro, matizado por las lágrimas del derecho brasileño, merecedor de todo el reconocimiento por su formidable desempeño.[/i]

También en [i]El Habanero[/i] digital, al reseñarse la victoria siguiente, sobre Taipei de China, el periodista volvía entonces sobre esa verdad:

[i]Los cubanos pegaron ocho imparables, incluidos sendos cuadrangulares de Yulieski Gourriel y Kendry Morales, para provocar el deleite de los cerca de 25 mil aficionados presentes en el Coloso del Cerro. Héroes del ya histórico partido del miércoles precedente frente a Brasil, Kendry encontró en base al propio Gourriel y a Carlos Tabares para abrir el marcador en el tercer capítulo, en tanto Yulieski impulsó en el séptimo a Michel Enríquez.[/i]

¿Si eso está ahí, así, en la historia, a qué vienen esas tijeras actuales de “censura deportiva”? Me asusta pensar, Julia, que acumulando hechos como ese la sociedad superior, más humana, justa, ética, que le hemos prometido a nuestros nietos, a la que millones de cubanos le hemos dedicado nuestra juventud y nuestro sudor, pueda terminar un día extraviada, corrompida por prácticas como aquellas que se nos cuentan en la terrible fantasía de una novela como [i]1984. [/i]Aquí le transcribo este fragmento de [i]1984.[/i]



[i]Este proceso de continua alteración no se aplicaba sólo a los periódicos, sino a los libros, revistas, folletos, carteles, programas, películas, bandas sonoras, historietas para niños, fotografías..., es decir, a toda clase de documentación o literatura que pudiera tener algún significado político o ideológico. Diariamente y casi minuto por minuto, el pasado era puesto al día (…) Toda la historia se convertía así en un palimpsesto, raspado y vuelto a escribir con toda la frecuencia necesaria.[/i]

[i][/i]



¿Terrible, verdad? Sí, por eso me gustaría conocer su opinión, sus argumentos para ese recuento adulterado de aquel partido entre Cuba y Brasil. ¿Hay en el INDER, en la UPEC, en la TV, alguien autorizado para emular con Dios y decir esto que pasó no pasó? ¿Puede ser más fuerte el deseo de sancionar con el olvido que el respeto que nos merece siempre la verdad, esa que como sentenciara el maestro José de la Luz y Caballero es la única que “…nos pondrá la toga viril”? ¿No nos basta con la amarga lección de aquellos países amigos que podando méritos a sus villanos y manchas a sus héroes acabaron construyéndose una realidad paródica, un pasado de cirugía estética sobre el cual les fue imposible sostenerse?



No se quede callada, por favor. La tengo a usted por una mujer cubanísima, de criterios, y por eso, y más, admirable. Usted sabe que no se trata de un hecho aislado este del día 9, ni de una falta que únicamente ha cometido usted, que usted inaugura. De ahí el carácter público de esta carta.



Últimamente han aparecido en [i]Juventud Rebelde[/i] y [i]Granma[/i] artículos que parecen atacar desde sus generalizaciones todas esas prácticas relacionadas con la simulación, con la imagen, con el temor a la verdad, pero adolecen de un defecto que a mi modo de ver los hace inútiles: critican lo que está ocurriendo simultáneamente y no lo que acaba de ocurrir en concreto, de modo que al hablar de algo abstracto, sin nombres y fechas, todo el mundo deja al vecino el darse por aludido. Como soy enemigo de esta crítica infuncional me he ceñido a ese momento específico del 9 de septiembre. Es solo un hecho, pero así, enfrentando hechos concretos, es como único veo posible ascender por la escalera de la guerra a aquello que hoy nos frena, desvirtúa y amenaza. Necesitamos en la Cuba de estos tiempos, más que la crítica de ropaje filosófico, de profundidad simbólica, la crítica oportuna, concreta y denunciante.



Estoy convencido de que debatir abiertamente sobre cosas puntuales como estas será un modo valiente de luchar porque tontos recelos, mentalidades burocráticas, dogmatismos trasnochados, estrechas concepciones sobre la eticidad y lo revolucionario, no nos lleguen a avergonzar ni hoy, ni mañana, ni nunca.



Huir de la verdad, Julia, será siempre innoble y cobarde. Ese juego ante Brasil se ganó porque tras el triple de Yulieski vino el espectacular jonrón de Kendry Morales. Y si no ha cambiado el beisbol, el bateador que impulsa el empate y la victoria y cambia el destino de un juego, es el héroe de ese juego. Y si lo hace en el noveno inning y con un jonrón, es un superhéroe, así de simple, duela a quien duela. Ese batazo no lo dio el pelotero que luego abandonó el país, lo dio el pelotero que entonces todos aplaudían, mimaban, entrevistaban. Esa es la verdad, y lanzar un manto sobre ella es moralmente censurable.



Permítame terminar mis palabras con este lema que tanto gustaba al gran filósofo, marxista y luchador italiano Antonio Gramsci, y con el que fue consecuente siempre: “Toda verdad es revolucionaria”.





Con la más alta consideración y afecto,





Félix Sánchez Rodríguez

machete2007
Miembro Regular
Miembro Regular

Cantidad de mensajes: 187
Edad: 44
Localización: miami
Hobbies: filatelia
Valoración de Comentarios: 74
Puntos: 373
Fecha de inscripción: 15/01/2007

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: CARTA ABIERTA A JULIA OSENDI

Mensaje por hirammendoza el Vie Sep 18, 2009 8:53 am

Excelente respuesta para un acto tan miserable!Que manera de encubrir los hechos! Eso me llega a memoria en Montreal 1976, cuando la pelea de Aldama y Sugar Ray, que los narradores cubanos llevaban, la pelea a favor de el cubano, y que muchos años despues,se noto el paso arrollador de el norteamericano, y cuando el referee suspendio la pelea por la tremenda paliza recibida. el comentarista agrego que le habian"quitado la pelea a Aldama"y si se la quitaron pero de las manos de Sugar! esto se me parecio a la Alemania de Hitler, dando a entender la superioridad de la raza Aria!
Todo es y sera una farsa literaria en los predios de la ROBOILUSION, recuerdo que cuando nos llevaban a los partidos de basquetbol en la Ciudad Deportiva para ver jugar al Comediante en Jefe, y habia un "tipejo" en la primera fila que aplaudia con delirio, las "excepcionales jugadas de Tia Tata"imaginense que le hubieran "tapado una canasta al Celebre Barbitas, hubiese mandado a la UMAP al atrevido!
Recuerdo a Roberto Rupe, uno de los grandes del basquetbol cubano junto con Chappe comentar al respecto, y estos dos si saben de eso! jajajajaja!
A partir de entonces supimos algunos que todo imprimir literario pertenecia a una sola posicion, los Triunfos del Deporte Revolucionario! Aprendimos que con una Medalla, una beca y las asignaturas aprobadas, la Revolucion eliminaria las ventajas del deporte rentado.
Que pensara la revolucion de los "desertores del deporte"? Me imagino que trataran de desacreditarlo, como hicieron y haran con todos los que nos opusimos a su politica!
Si ustedes supieran todo el talento que se desgasto en estos años revolucionarios, a veces en mis momentos de reflexionar,( y no me lo enseño el Fifo, jajajajaj)cuantos momentos gloriosos dejaron de vivir los excelentes deportistas que no pudieron demostrar sus cualidades en el terreno profesional, y les dire algo mas, de no existir la ROBOILUSION CUBANA, hubieran existido tantos peloteros de otos paises que no fuera Cuba? lo dudo, Gracias al Fidel estos pobres "indigenas: tiene lo que tienen, y sin embargo mi pueblo, pequeño, desnutrido, careciendo de equipos y avatares, han llevado el nombre de mi Cuba bien en alto, somos de la talla de los primeros en el Mundo con mas medallas de oro que ningun otro pais sub-desarrollado, y eso es lo que le molesta a los envidiosos de Latinoamerica y el Mundo!
Yo me pregunto, de no haber existido la Fracaso del 1959, a donde estariamos hoy? Piensen de alla a esta fecha!
Gracias mi gente! Que Viva Cuba!


hirammendoza
Miembro Activo
Miembro Activo

Cantidad de mensajes: 336
Edad: 61
Localización: New York New York
Hobbies: tenis de mesa, Campeon de la copa europea
Valoración de Comentarios: 79
Puntos: 413
Fecha de inscripción: 06/02/2009

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: CARTA ABIERTA A JULIA OSENDI

Mensaje por obberoso el Vie Sep 18, 2009 11:05 am

Eso es solo uno de millones de ejemplos,y bien que habló solo del deporte,pero la historia de Cuba,desde la seudorrepública es adulterada casi toda,este régimen se encargó de ello desde sus inicios,han sido mestres en eso de cambiar la historia a su favor.Recuerdo cuantas barbaridades se hablaron de ``los alzados del escambray´´hicieron hasta series televisívas de alzados comiendo personas,y resultó que la verdadera historia fué de hombres dignos y valientes que bien temprano se dieron cuenta de los macabros planes de Castro y desertaron de las filas del segundo frente del ejército rebelde, para encarar en el campo de batalla a un ejército que los superaba ampliamente en números y armamentos,ese sistema se sustentó siempre en la farsa,en la mentira,en el descrédito,por eso se está autodestruyendo él mismo,por ser una mentira llamada ``revolución´´

obberoso
Miembro Distinguido
Miembro Distinguido

Cantidad de mensajes: 545
Valoración de Comentarios: 170
Puntos: 689
Fecha de inscripción: 15/11/2008

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.